La Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos, ante la próxima comparecencia del Luis Planas en el Congreso, insiste en la necesidad de realizar un estudio de impacto sobre el acuerdo con Mercosur y posicionarse como lo ha hecho gobierno el ministerio francés.

Unión de Uniones, quien ya señalara en repetidas ocasiones los riesgos que puede entrañar el acuerdo comercial UE-MERCOSUR para las producciones españolas y europeas, reclama a Planas que profundice en las consecuencias que puede tener este acuerdo antes de posicionarse oficialmente en la ratificación del acuerdo.

Asimismo, la organización agraria pone de ejemplo al ejecutivo francés, que a finales de julio encargaba a expertos independientes un estudio completo y transparente del impacto que este acuerdo puede tener para la producción gala. “Resulta sorprendente en este caso – y no es la primera vez que pasa- que nos tengamos que ver mejor representados los agricultores y ganaderos españoles en el ámbito europeo por el gobierno francés que por el nuestro”, comentan desde Unión de Uniones.

En este sentido, la organización se muestra cautelosa y, aunque valora que Planas haya querido comparecer a petición propia – comparecencia que, al mismo tiempo, era reclamada por los grupos parlamentarios Vasco (EAJ-PNV), Mixto y Unidas Podemos – , pide que el Gobierno y el Congreso no se precipiten  a la hora de ratificar el acuerdo.

“Se lleva negociando 20 años este tema” – apuntan desde la organización – “Es de vital importancia un análisis profundo que ponga en la balanza no sólo a los coches, las grandes compañías y los bancos, los grandes beneficiarios, sino también a la agricultura y la ganadería. No tendría sentido haber esperado tanto si no se hubiese cambiado ninguno de los impedimentos más importantes para la precipitación para la firma” – concluyen.

critican el triunfalismo del ministro Planas sobre los beneficios del acuerdo

LPor su parte, Agricultura realizar una valoración triunfalista sobre el acuerdo firmado con los países de Mercosur -Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay- cuando existen sectores productores europeos que van a verse afectados gravemente, como es el caso del citrícola, el arrocero y el apícola.

Las importaciones de estos países a la UE superan con creces a las exportaciones de productos agroalimentarios europeos a Mercosur. Concretamente, en 2018 se importaron 377.350 toneladas de cítricos, mientras que se exportaron únicamente 27.700 toneladas, entretanto en el caso del arroz se importaron 377.350 toneladas y se exportaron solamente 5.199 toneladas.

Además, las condiciones económicas de producción de estos países no son comparables a las que tienen los productores europeos. Según un estudio elaborado por el COPA-COGECA, los costes de producción para un kilo de naranjas en Brasil son de 1,6 céntimos, mientras que en Europa el mismo kilo de naranjas cuesta de producir 19,8 céntimos. A los costes también se suman las limitaciones en el uso de materias activas, que no son tan estrictas en los países de Mercosur como en Europa, por lo que sus productos no compiten en igualdad de condiciones con los comunitarios.

 Por otra parte, esta organización considera que el gobierno no está siendo honesto al afirmar que los intereses del sector agroalimentario de la UE han sido contemplados en la negociación, ya que hasta hace poco se desconocían las condiciones del acuerdo y no se ha atendido a las numerosas reivindicaciones que se han hecho desde esta asociación, que ha reclamado en todo momento que se tuviera en cuenta a los sectores sensibles mencionados.

A pesar de haber reconocido que la pasada campaña citrícola ha sido ruinosa para la economía de los citricultores valencianos con unas pérdidas que alcanzan los 305 millones de euros, el Ministerio de Agricultura aplaude un acuerdo que perjudicará aún más a este sector, por ello desde AVA-ASAJA se reclaman medidas arancelarias estrictas y que los cítricos sean declarados producto sensible como ya se ha hecho con el sector de vacuno. Asimismo, sectores productores como el arrocero y el apícola, que ya sufren las consecuencias de exportaciones masivas de terceros países y a pesar de haber sido declarados sensibles, también se verán perjudicados por este acuerdo y como compensación únicamente se prevén medidas de contingencia que son insuficientes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here