El pulso ente la Unión de Extremadura y Agroseguro por los seguros de pastos sigue muy patente, hasta el punto de que la organización agraria denuncia que “Agroseguro está falseando tanto los datos de vegetación como la empresa que suministra los mismos” y ya implica directamente a la Universidad de Valladolid.

Según la organización agraria, actualmente Agroseguro está remitiendo a los mediadores, donde los ganaderos han tramitado su seguro, las actas en las que se les informa del porcentaje de siniestro que han sufrido sus explotaciones y por lo tanto del importe de las indemnizaciones.

La Unión viene denunciando que los  datos que utiliza Agroseguro para el cálculo de las indemnizaciones “no es el correcto, que están viciados por la empresa que los suministra y que se los vamos a recurrir por entender que no se ajustan en absoluto a la realidad del campo”. Este posicionamiento ya provocó que la propia Agroseguro negara estos datos que, aseguraban, “son radicalmente falsos y no se ajustan en absoluto a su proceder en la gestión del seguro y pedimos una rectificación”.

El motivo principal de discrepancia es sobre la empresa que está realizando estos datos que dan lugar al cálculo de la indemnización, según la Unión de Extremadura. Para este año Agroseguro ha excluido a la Universidad de Valladolid y los obtiene de una empresa denominada Deimos Imaging, “que por los resultados parece que los mismos se ajustan mejor a los intereses de Agroseguro. Pero en cambio, en las cartas de siniestro, Agroseguro afirma que los datos sobre el Índice de Vegetación los aporta el Departamento de Física Aplicada de la Universidad de Valladolid, y esto es falso. Agroseguro está falseando tanto los datos de vegetación como la empresa que suministra los mismos”.

La Unión Extremadura ha puesto esta circunstancia en conocimiento de la Universidad para que depure las responsabilidades que la utilización de su nombre pueda acarrear.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here