Aunque todo parece indicar que sí, no será hasta este lunes 6 cuando se sepa oficialmente si España se regala un Gobierno que no esté en funciones o si se inicia otro periodo de interinidad como el que llevamos sufriendo desde hace demasiados meses. Pero en el caso de que finalmente haya Ejecutivo, no parece que esté tan claro quiénes van a ser las personas que se encarguen de hacerse cargo del sector agrario, a excepción de Teresa Ribero, que tiene todas las papeletas para repartir como titular del Ministerio para la Transición Ecológica.

Y como siempre suele pasar, con todo lo que se ha hablado en estas negociaciones a mil bandas, el tema de la agricultura no ha sido precisamente uno de los ejes del futuro pacto. Como ya pasara en la composición del actual Gobierno, no fue hasta última hora cuando se anunció que iba a haber un Ministerio de Agricultura y que su titular sería Luis Planas.

Un ministro que sigue siendo ministrable, pero de demasiadas cosas, al sonar como posible sustituto de Josep Borrell al frente de Exteriores. En el propio MAPA se reconoce que no saben nada de lo que pueda pasar y más de uno hasta actualiza el currículum.

Sin embargo, Luis Planas sigue siendo el mejor candidato al Ministerio… si finalmente hay Ministerio de Agricultura. Y es que la posible creación de un Ministerio para el Reto Demográfico y la Despoblación, una promesa electoral pero que entra dentro de las negociaciones con Teruel Existe, puede provocar que se conforme una gran área que aglutine tanto este concepto como el agrícola y la pesca.

Y aquí es donde entran nuevos nombres como los de la actual Alta Comisionada para el reto demográfico, Isaura Leal, o la que en la actualidad es Directora General de Desarrollo Rural y Política Forestal, Isabel Bombal. Un nuevo Ministerio en el que podría tener un peso especifico la Agricultura, donde sigue sonando el nombre de Fernando Mirana aunque sin rango de ministro.

Este escenario, donde puede pesar la política de cuotas para mantener un 50% de mujeres en el Gobierno, se daría solo en el caso de que Luis Planas optara a otro cargo, ya que su nombre se da casi como seguro dentro del futuro Gobierno. De hecho, en los ataques del PP contra Sánchez en el primer debate fallido se ha dejado oír su nombre en varias ocasiones.

Se inicia por tanto, un nuevo periodo de incertidumbre y mucha tensión hasta saber quién será el encargado de hacerse cargo del sector agrario y cómo va a reaccionar el propio sector, ya que inicialmente no está gustando nada esa posibilidad de que Agricultura pudiera quedar un tanto diluida.

En cualquier caso, lo que sí espera el sector es que quien se haga cargo sea una persona con experiencia, conocedora de la realidad del campo -en especial con una negociación de la PAC en plena ebullición- y con personalidad para imponerse ante otros compañeros de Gabinete para defender los intereses del sector y, por extensión, de toda la sociedad.

1 Comentario

  1. Pues es una gran lastima que no sea de Unidas Podemos…
    pqe entonces habria una ley para qe se pagara precio jsuto por productos rurales
    el psoe no dejara que ls multinacionales dejen de mandar en el medio rural
    en fin…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here