A pesar de que la Consejera de Agricultura de la Junta de Extremadura anunció que en esta región se pagaría el 16 de octubre el adelanto de los pagos de la PAC y la diferencia el 2 de diciembre, «pues ni se ha pagado la totalidad del adelanto del 70% anunciado ni se ha abonado el 2 de diciembre los 128,25 millones de € de ayudas de la PAC pendiente a los beneficiarios», según denuncia la Unión Extremadura, que no entiende que se retrasen los pagos, cuando los fondos están disponibles y solo es necesaria confeccionar la correspondiente nómina.

Hay que recordar que las ayudas directas de la PAC no necesitan aportación de fondos por parte de las Comunidades Autónomas por lo que no se puede achacar a la falta de presupuestos al retraso en el pago.

La organización recuerda que la única competencia que tiene, aparte de las inspecciones, la Junta de Extremadura es la de realizar los pagos de la PAC en las fechas autorizadas por la Comisión Europea, «pero parece que todos los años no es posible cumplir estas fechas por lentitud de nuestra Administración Regional».

En este sentido, recuerdan que el pago puntual de las ayudas es fundamental para el correcto desarrollo de las actividades ya que la mayor parte de los pagos de los input y préstamos de campaña están fechados a las fechas de pago de las ayudas, «por lo que si no se ingresan las mismas, queda un descubierto en nuestras cuentas». Pero es que además este año, hasta la propia Comisión entendía que los gastos adicionales y los menores ingresos provocados por la sequía requerían un mayor esfuerzo de las Administraciones para el cumplimiento de los pagos.

Por ello, la organización agraria tira de ironía y señala que «es curioso, que nuestros políticos cobren puntualmente sus nóminas sin que ningún suceso las retrase y en cambio las que tiene que elaborar para el resto de beneficiarios, cualquier circunstancia es válida para el retraso de las mismas».