El Tribunal Supremo ha sentenciado por segunda vez en apenas dos meses que la Comunidad de Madrid es responsable patrimonial de los daños causados por los lobos en las explotaciones ganaderas.

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Supremo, en una sentencia a la que tuvo acceso Efe este martes 18, rechaza el recurso presentado por la comunidad de Madrid contra una sentencia previa del Tribunal Superior de Justicia madrileño a favor de un ganadero de la sierra madrileña afectado por el ataque del lobo.

Ya es la segunda sentencia que da la razón a los ganaderos en sus reclamaciones a la administración madrileña, que alegaba que el cambio de la Ley nacional de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad del año 2015 exime a las administraciones de responsabilidad sobre los daños provocados por la fauna silvestre, más allá de las ayudas o compensaciones de carácter paliativo que se aprueban periódicamente.

Pero el Supremo, tanto en diciembre como ahora, recuerda que la excepción a ese artículo está en la existencia de especies de fauna silvestre sometidas a algún régimen especial de protección, como es el caso del lobo, que no se puede cazar.

De ahí que las administraciones deban hacer compatible esa protección con los derechos e intereses patrimoniales de los ciudadanos y deba hacerse cargo de los daños causados por esa fauna protegida.

La Unión de Agricultores, Ganaderos y Silvicultores de la Comunidad de Madrid (Ugama) ha mostrado en un comunicado su satisfacción por esta segunda victoria judicial, que obligará a las administraciones a resarcir íntegramente a los ganaderos los daños causados por fauna protegida.

Asimismo, urgió al Gobierno regional y a su presidenta, Isabel Díaz-Ayuso, a tomar medidas urgentes para paliar esta situación y criticó que por un lado muestren su apoyo al sector y por otro obliguen a los ganaderos a acudir a la justicia para recibir indemnizaciones justas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here