Cooperativas Agro-alimentarias ha valorado que los países de la Unión Europea (UE) estén de acuerdo en prolongar la autorización de la plantación de viñedos hasta 2045 porque «aporta estabilidad en el sector».

El acuerdo, que amplía el plazo 15 años más de lo que existía hasta ahora, se logró en una reunión de un grupo técnico de agricultura el lunes pasado y a continuación el mandato de prórroga deberá ser discutido por el Parlamento Europeo, que se ha mostrado favorable.

Cooperativas Agro-alimentarias ha pedido, además, que se extienda la validez de las autorizaciones de replantación al menos a seis años e incluso a ocho, puesto que «un tiempo de plantación más largo permitiría una mejor regeneración del suelo».

PIDEN PRIORIZAR EL INCREMENTO DEL TAMAÑO DE LAS PEQUEÑAS Y MEDIANAS EXPLOTACIONES Y DAR PRIORIDAD A LOS QUE LLEVEN COMO MÍNIMO DIEZ AÑOS ACTUANDO EN EL SECTOR

Las cooperativas se han mostrado en contra de excluir del actual sistema de autorizaciones a las superficies plantadas de vid para la producción de zumos porque cualquiera de esas plantaciones puede destinarse después a la elaboración de vino y, si se dificulta el control del destino de la uva producida, temen que pueda haber fraude.

Igualmente han rechazado la propuesta del Consejo Europeo de incluir el criterio de superficies para nueva plantación «que contribuyan al incremento de la producción de explotaciones del sector vitivinícola que hayan registrado un incremento de sus ingresos por ventas, de su competitividad o de su presencia en los mercados».

En cambio, las cooperativas están de acuerdo en priorizar el incremento del tamaño de las pequeñas y medianas explotaciones de vid y dar prioridad a viticultores que lleven como mínimo diez años actuando en el sector.

Cabe destacar que todas las organizaciones agrarias también han valorado positivamente esta decisión de la Unión Europea de prolongar la autorización de la plantación de viñedos hasta 2045.