La primera reunión de la Mesa del Agua de Castilla-La Mancha, en la que están representados partidos políticos, organizaciones sindicales y sociales, ha comenzado con una llamada al consenso. El consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo, ha destacado que, con este encuentro, el Ejecutivo regional cumple «un compromiso» del Gobierno regional.

«Trabajamos en un documento de posición regional sobre esta materia, que hoy es un borrador y que vamos a poder presentar en esta Mesa del Agua a cuarenta entidades de toda la región que representan el tejido socioecónomico, agrario, social y político de la región», ha señalado.

El consejero de Agricultura y Agua ha admitido que «es una tarea compleja pero es también un reto apasionante», y ha indicado que «el futuro de esta tierra pasa por tener una posición común en materia de agua».

La vicepresidenta segunda de las Cortes y diputada regional del PP, Ana Guarinos, por su parte, ha indicado la importancia de que esta mesa consiga «una posición común de Castilla-La Mancha, blindada en relación con los intereses hídricos de esta región, con la que posteriormente poder acudir a un gran pacto nacional del agua, que es lo que se necesita».

Ha lamentado que no conocían el orden del día de la reunión y que la carta del consejero era «una invitación sin más detalles» pero también ha confiado en que pueda salir de la Mesa del Agua una postura común.

«es muy necesario que todos los participantes conozcan qué piensa cada uno de los que toman de decisiones de los planes hídricos»

La portavoz del Grupo Parlamentario Ciudadanos, Carmen Picazo, ha destacado que el agua juega un papel esencial en su proyecto de Castilla-La Mancha y de España, «porque es uno de los grandes retos» a los que se enfrenta el país y la región.

La gestión, la depuración y la reutilización de aguas urbanas, el aumento de las inversiones, el trasvase del Tajo al Segura y las demarcaciones hidrográficas son asuntos que preocupan a su partido y en los que va a poner énfasis en esta reunión, ha recalcado Picazo, que ha recordado que Ciudadanos apuesta por un Pacto Nacional del Agua basado en la sostenibilidad y la eficiencia hídrica que integre la economía circular, las infraestructuras y la gobernanza.

La portavoz del Grupo Parlamentario del PSOE, Ana Isabel Abengózar, ha expuesto que esta era «la mesa de la esperanza» y ha apostado «por el consenso y el trabajo conjunto».

En la misma línea se ha pronunciado la vicepresidenta de la Diputación Provincial de Albacete, Amparo Torres, que ha destacado la importancia de que estén representadas «tantas organizaciones para hablar de un tema tan importante como es la planificación hidrológica».

El presidente de la Junta Central de Regantes de la Mancha Oriental, Herminio Molina, ha valorado que «es muy necesario» que todos los participantes conozcan «qué piensa cada uno de los que intervienen en la toma de decisiones de los planes hídricos».

«Nuestro discurso es muy claro y es que ya está bien de hablar únicamente en la región del Tajo, porque es importante pero no el único, la región tiene un problema de falta de agua en todas sus cuencas como ya se ha manifestado y eso hay que analizarlo», ha indicado.