Tras un mes de julio con demasiados accidentes, agosto parece que de momento va más tranquilo en cuanto a siniestralidad. Sin embargo, hay que contabilizar una muerte este miércoles 5, después de que los bomberos tuvieran que asistir a las 19.40 a un hombre de 67 años que ha fallecido al volcar su tractor y quedar atrapado bajo una rueda en Muro de Alcoy, concretamente, en la zona de camino del Romer.

Al parecer, el hombre se había quedado atrapado bajo una rueda de su tractor al volcar este. Al ver que el hombre no se movía, la unidad de bomberos ha llamado a una ambulancia que se ha trasladado al lugar de los hechos.

Asimismo, cabe recordar que a final de julio un hombre falleció en otro accidente de tractor registrado en el municipio coruñés de Irixoa. Según informó fuentes del CIAE 112-Galicia, fue un particular el que alertó poco antes de las 17,00 horas de que había encontrado un tractor volcado en una finca particular el lugar de Ambroa, en Irixoa, en la carretera entre Areas y Miño. Hasta la zona se desplazaron efectivos de los Bomberos de Betanzos, que tuvieron que intervenir para liberar a la víctima que había quedad atrapada, así como la Guardia Civil de Tráfico y el helicóptero medicalizado del 061 con base en Santiago, que solo pudo certificar la muerte del hombre.

INVESTIGAN A UN EMPRESARIO QUE DENUNCIO EL HURTO DE ESPARTO… QUE ÉL MISMO HABÍA ARRANCADO ILEGALMENTE

Por otro lado, la Guardia Civil de la Región de Murcia ha desarrollado una investigación para el esclarecimiento de hurto de esparto arrancado ilegalmente y en una zona de especial protección medioambiental.

Las actuaciones se iniciaron el pasado mes de junio cuando a través de una denuncia interpuesta por el Ayuntamiento de Cieza, indicaba la desaparición de 30.000 kilos de esparto, que se encontraba decomisado y precintado en el paraje El Picarcho de Cieza, al estar este arrancado de forma ilegal, careciendo de autorización administrativa para su aprovechamiento, según recoge equipos Roca Guardia Civil.

Previamente, Agentes Medioambientales de la Región de Murcia, sorprendieron a varios trabajadores del ahora investigado, arrancando el esparto, por lo que procedieron al decomiso y precinto del mismo, quedando este depositado en el citado paraje, para su posterior retirada, quedando a disposición del Ayuntamiento de Cieza, toda vez que se había comprobado que carecían de autorización administrativa para tal actividad.

Sin embargo,  la empresa designada por el Consistorio realizó dos retiradas y cuando se disponía a hacer una tercera, observó que el resto del esparto había desaparecido, no quedando cantidad alguna. Mientras tanto, el responsable de la empresa que había retirado el esparto de forma supuestamente ilegal, aun habiendo sido informado de que se encontraba decomisado y precintado por Agentes Medioambientales y a disposición del Ayuntamiento, presentó denuncia ante la Guardia Civil por el robo del mismo, a sabiendas del estado en que se encontraba el producto.

Tras las investigaciones desarrolladas se localizó una empresa, de la cual era proveedor la empresa que había recolectado el esparto de forma ilegal, comprobándose que el ahora investigado, durante todo el periodo del trámite del decomiso y precinto del esparto, no solo no dejó de hacer envíos semanales, si no que los envíos y cantidades se incrementaron durante ese periodo, a pesar de haber denunciado el robo de más de 68.000 kilos, de producto.