El campo se ha cobrado una nueva víctima tras un enero muy accidentado. Un hombre de 67 años ha fallecido este martes 11 al volcar el tractor que conducía en una parcela en el municipio jiennense de Martos en el Cortijo La Estrella. Los hechos se producían a primera hora de la tarde cuando se alertaba, por parte de un compañero de la víctima, a la Guardia Civil y servicios sanitarios avisando de un hombre atrapado tras el vuelco de un tractor en una zona escarpada del Paraje Fuente del Espino.

Se da la circunstancia de que la zona era tan escarpada hizo que tanto la Guardia Civil como los servicios médicos tuviesen dificultades para llegar hasta él. Ni el envío de un helicóptero ha servido para tal fin pues le ha sido imposible aterrizar en las cercanías.

Finalmente, hasta el lugar se desplazaba una unidad medicalizada para atenderlo aunque los sanitarios se encontraban con gran dificultad de acceder al lugar del herido y tuvieron que ser trasladados en vehículos particulares hasta la zona escarpada.

Allí solo pudieron certificar el fallecimiento del hombre. En el lugar quedan agentes de la Guardia Civil hasta la llegada del juez de guardia que ordenaba el levantamiento del cadáver a la vez que investiga las circunstancias del suceso por si pudiese tratarse de un accidente laboral.

Aparece un cadáver en la planta de biocompost del polígono de Jundiz, en Vitoria

Por otro lado,  el cadáver hallado este martes por los trabajadores de la planta de biocompost del polígono de Jundiz, en Vitoria, corresponde a un hombre de 37 años que no presenta signos de criminalidad, según ha confirmado a Efe el Departamento vasco de Seguridad.

Otras fuentes conocedoras de este caso han precisado por su parte que el fallecido es un hombre de origen magrebí, cuyo cuerpo llegó a este centro de reciclaje en un camión de residuos, que probablemente recogió el contenido de un contenedor en el que podría hallarse el fallecido, aunque se llegó a pensar que podría haber fallecido en algún trabajo de poda.

El cuerpo sin vida de este hombre ha sido descubierto en torno a las ocho de la mañana por los empleados de este centro de reciclaje de residuos en una de las cintas transportadoras.

Los investigadores de la Ertzaintza han señalado que el cadáver sí presenta contusiones, pero las atribuye a los golpes que ha podido recibir el cuerpo al pasar del contenedor de reciclaje en el que se encontraba al camión de transporte que lo condujo hasta Jundiz y de ahí a la planta de procesamiento de biocompost.

Se desconoce cómo pudo llegar el cuerpo al contenedor y los investigadores esperan conocer el resultado de la autopsia para tratar de esclarecer las causas de la muerte, que en principio parece no violenta.

Desde que ha aparecido el cuerpo la planta de biocompost se ha cerrado temporalmente para permitir a la unidad de Policía Científica de la Ertzaintza llevar a cabo la investigación de este suceso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here