El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, considera imprescindible que un posible acuerdo con el Gobierno sobre las zonas de regadío en el entorno de Doñana incluya una solución para los agricultores de la Corona Norte.

Así lo ha manifestado en su visita a Algeciras (Cádiz), donde ha presidido el acto de inauguración del edificio UCA-SEA, un centro de innovación en el que han colaborado la Junta, la Universidad de Cádiz, la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras y el Ayuntamiento de esta localidad.

Moreno se ha referido al comienzo de las negociaciones este lunes con una reunión técnica en Sevilla entre representantes de la Junta y del Gobierno central para buscar una solución para las tierras excluidas en 2014 del «Plan de Ordenación de las zonas de regadío ubicadas al norte de la corona forestal de Doñana».

«Hay una cuestión que no hay que olvidar», ha aseverado Moreno, y es que «el motivo del proyecto de ley (de ampliación de regadíos) es una situación que vive una serie de familias y agricultores de la corona norte, a las que queremos darle una solución a través de esta ley».

Por tanto, ha subrayado, dentro del acuerdo una de las cosas que tiene que ir es la resolución del problema de estas familias, que para él «es un asunto lo suficientemente importante como para que esté en la primera línea de la negociación y que, entre todos, con diálogo y trabajo, consigamos una solución».

Para el presidente andaluz, «no tendría sentido que se alcanzara un acuerdo en el que al final el motivo del proyecto de ley no se cumpliera», por lo que «debe incluir la solución para esas decenas de familias que están atrapadas en esa situación», ha insistido.

«Si conseguimos uno va a ser muy positivo para todos, para el Parque Natural de Doñana, para los trabajadores, para la corona norte y para la provincia de Huelva», ha remachado. «Desde luego, desde el Gobierno andaluz vamos a poner todo nuestro empeño en alcanzar un acuerdo», ha indicado.