El Congreso de los Diputados ha incluido dentro del proyecto de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2021 una enmienda de Junts per Catalunya (JxCat) que plantea una doble factura de regadío para los agricultores, con el fin de abaratar sus costes al aprobarse una medida con diferentes potencias según el período de uso.

El Pleno del Congreso ha debatido y aprobado un grupo de enmiendas para las cuentas del próximo año, en su mayoría procedentes de ERC, PDeCAT y Nueva Canarias.

La propuesta de JxCat responde a una petición del sector agrario, secundada por varios grupos parlamentarios, sobre la doble tarifa de riego con diferentes potencias según el período de uso, con el objetivo de que bajen los gastos energéticos del regante.

Por otro lado, ha salido adelante otra enmienda parcial promovida por JxCat a favor de la integración de lagunas de cotización en las pensiones de jubilación de autónomos y trabajadores agrarios.

Pero aún falta el voto final de los PGE en el Congreso y además, algunas de las enmiendas que se están aprobando no tienen el respaldo total de los partidos del Gobierno.

Cabe recordar que en junio de este año ya  hubo mucha tensión por cuestiones de las tarifas eléctricas, porque los regantes vieron que podrían pagar hasta un 73% más de factura energética por una nueva metodología para calcular los peajes de transporte y distribución, según las estimaciones realizadas de la Federación Nacional de Comunidades de Regantes (Fenacore).

Asimismo, Fenacore ha urgido al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) a aprobar un Plan de regadíos con el fin de aumentar las dotaciones para modernizar esos sistemas, donde aún queda un millón de hectáreas pendientes, que han permitido ahorrar un 16% del consumo de agua en la última década.