Al inicio de la campaña de cereales y finalizando la de patatas en muchos municipios de la provincia de Valladolid se está comenzando a observar un incremento de la población de topillos.

Como ya se ha puesto en conocimiento de la Consejería de Agricultura y Ganadería de Castilla y León, la población de topillo campesino en ciertos municipios de  la provincia de Valladolid ha experimentado un importante incremento, afectando fundamentalmente a la Comarca Centro (Torrelobaton, Trigueros del Valle, Amusquillo, etc.) en la Comarca Sureste (Campaspero, Canalejas de Peñafiel, Cogeces del Monte,  Pinel de Arriba, etc.,) y en la Comarca Sur (Sieteiglesias de Trabancos, Torrecilla de la Orden, etc.)

Este incremento de la población de topillos ha ocasionado importantes daños en los cultivos de remolacha y patatas, en este último además de sufrir una bajada del precio de la patata con respecto a principios de la campaña, por debajo de los costes de producción originado cuantiosas perdidas a los patateros que todavía no habían finalizado la recogida de este producto.

Es necesario realizar una estrategia para reducir el avance del topillo campesino y evitar daños en los cultivos que se están sembrado en estas fechas, siendo los más afectados los realizados con siembra directa y evitar que se propague a otras zonas y municipios.

Ante esta situación, la Unión de Campesinos UCCL Valladolid pide que se permita la quema de cunetas y lindes y el uso de productos fitosanitarios que controle el incremento de la población de topillos que ha experimentado los campos de Valladolid y que a consecuencia de su rápida proliferación, puede causar grandes daños si no ponemos ahora las medidas necesarias.

Asimismo, se insta al Consejero de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla y León, nombre al Jefe del Servicio Territorial, para poder coordinar esta y otras medidas totalmente necesarias para el sector agrario de Valladolid.