APAG Extremadura Asaja ha denunciado que la valoración del seguro de sequía en pastos realizada por Agroseguro, relativa al mes de junio, supone un «nuevo engaño de la compañía sobre los ganaderos», que se suma a otros muchos.

El presidente de la organización agraria, Juan Metidieri, no comprende como la compañía puede afirmar que en Extremadura no ha habido sequía en el mes de junio cuando «está siendo el año más seco de la última década, con olas de calor reiteradas en mayo, junio y julio, los pantanos bajo mínimos y restricciones al uso del agua».

Desde la principal organización agraria de la región se ha denunciado también que el método empleado por Agroseguro para el seguro de sequía en pastos «está hecho a su medida» con el único fin de evitar tener que cumplir con sus obligaciones.

«PRETENDE JUGAR CON LA MEMORIA DEL GANADERO PARA QUE CON EL TIEMPO PIERDA LA OBJETIVIDAD DE LOS HECHOS Y CONTINUAR ENGAÑANDO MÁS TIEMPO»

«No se entiende –en palabras de Metidieri– que con la tecnología actual tarden más de un mes y medio en obtener los resultados de las predicciones». A juicio de la organización, es una estrategia de la compañía que «pretende jugar con la memoria del ganadero para que con el tiempo pierda la objetividad de los hechos y así continuar engañando más tiempo».

En concreto, la compañía de seguros agrarios tan solo ha considerado alguna decena de sequía leve en las comarcas de Mérida, Don Benito, Olivenza, Jerez de los Caballeros y Llerena. Curiosamente, no se ha establecido sequía en junio en algunas comarcas a las que sí se les reconoció en el mes anterior.

En este sentido, desde APAG Extremadura se preguntan si es que en Agroseguro consideran que el campo estaba mejor en junio que en mes de mayo, «lo que resulta totalmente incomprensible y un engaño manifiesto».

Tras esta nueva valoración, que continúa usando métodos poco realistas y transparentes, Metidieri anima a los ganaderos a que reflexionen sobre si merece la pena o no contratar más este seguro «porque es un fraude y supone una farsa auténtica y un engaño manifiesto hacia todos los que pisamos el campo».

El presidente de APAG Extremadura Asaja también hace un llamamiento a las administraciones públicas para que no fomenten este tipo de actuaciones «que rozan lo delictivo». «Queremos responsables políticos que cuando haya problemas estén al frente» y no bendiciendo este tipo de engaños que «atracan al bolsillo de los ganaderos para mantener las suculentas retribuciones de los consejeros de Agroseguro».

No es la primera vez que APAG Extremadura Asaja denuncia las valoraciones de Agroseguro para la compensación por pérdida de pastos a causa de la sequía. Una de las reivindicaciones históricas de la principal organización agraria de Extremadura es que se perite sobre el terreno para poder hacer valoraciones más realistas.

De no ser así y alargarse en el tiempo esta situación los ganaderos extremeños dejarán de contratar este servicio dado que no se ajusta a la realidad climatológica del momento.