La negociación con los ecoesquemas siguen provocando más reacciones en contra de los planes del Gobierno que apoyos. Tras el pulso que ha iniciado Andalucía, ahora es la Unión de Extremadura la que mostrado su rechazo al planteamiento del ministro Planas, y al respaldo mostrado por la propia Junta extremeña, al considerar que los agricultores y ganaderos de la región van a perder 48,5 millones de € en los ecoesquemas P1, P2 y P5.

Con la propuesta del Ministerio, los ganaderos extremeños a través del ecoesquema (P1) de pastoreo extensivo y el ecoesquema (P2) manejo de pastos sostenibles, van a perder con respecto a otros ganaderos, alrededor de los 20 €/ha, lo que supondrá una pérdida global de 40 millones de €. En el ecoesquema (P5) áreas no productivas, vamos a perder alrededor de los 34 €/ha, lo que supondrá una pérdida para los agricultores extremeños de 8,5 millones de €.

Por eso, desde la organización agraria se destaca que «no entendemos la euforia de nuestros representantes en las negociaciones en la Conferencia Sectorial, ya que una vez analizados los datos y propuestas del Ministerio comprobamos que una vez más nos pretende a engañar».

La Unión Extremadura exige al Presidente que se renegocie los importes unitarios de las ayudas y la ubicación de las tierras dentro de los rendimientos estatales evitando que a los agricultores y ganaderos extremeños «se nos vuelva a discriminar en esta negociación».

El 15 de julio el Presidente de la Junta de Extremadura y la Consejera de Agricultura se felicitaban mutuamente por el éxito conseguido en la Conferencia Sectorial con respecto a las ayudas conseguidas para los productores extremeños en la nueva reforma de la PAC. Esta euforia sorprendió a propios y extraños, ya que en dicha Conferencia Sectorial no se había llegado a acuerdo alguno con respecto a la distribución del presupuesto y menos con los ecoesquemas y así lo afirmaban o denunciaban el resto de Consejeros.

El Ministerio de Agricultura ha hecho pública la propuesta para la asignación de las ayudas de los llamados ecoesquemas, que van a ser vitales para el mantenimiento de la renta de los agricultores y ganaderos, ya que van a tener un presupuesto de más de 1.007 millones de € al año.

El Ministerio ha definido los 7 ecoesquemas principales y los 2 complementarios, además, cuantifica las ayudas por hectárea que recibirán los beneficiarios que se acojan a los mismos.