Convertir la paja del arroz, de cualquier cereal o restos de poda en envases de paja de arroz es una solución en un doble sentido. Primero, para evitar que estos subproductos agrícolas acaben degradándose y quemándose, lo que genera la emisión de gases contaminantes a la atmósfera. Y también, para usar un material alternativo, sostenible y totalmente biodegradable en la cadena de valor de los productos, e incluso como alimento animal.

La empresa Hortomold, tras más de diez años de investigación y pruebas, está ultimando la industrialización del proceso de fabricación de unos innovadores envases moldeados ecológicos y biodegradables realizados con subproductos agrícolas, en especial paja de arroz y sarmientos de vid.

De ello ha hablado su gerente, Ángel Genís, en el último desayuno del Cluster de Innovación de Envase y Embalaje, en el que ha explicado que el proyecto “está abierto a la incorporación de inversores para poder finalizarse, que elegiremos en las próximas semanas”.

Entre los envases que realiza Hortomold con este moldeado de subproductos agrícolas, figuran bandejas para el envasado de productos agroalimentarios, así como cajas apilables y encajables con diseño alveolar resistente a la humedad para el transporte de productos hortofrutícolas. Y también innovadoras cápsulas de café que son una alternativa a las existentes en el mercado y totalmente biodegradables.

“Nuestro proceso de utilización de residuos ligno-celulósicos agrícolas para su transformación en una pulpa moldeable está patentado”, ha asegurado Ángel Genís.

Se trata de una alternativa sostenible y un ejemplo de economía circular para procesos actuales como la incineración de las podas agrícolas, por ejemplo de las viñas. “En la zona Utiel-Requena, la quema de esta biomasa genera unas emisiones de 176.000 Tn/año de CO2, que podemos evitar con nuestro sistema”.

Otro de los focos donde Hortomold ha puesto su objetivo de estos envases de paja de arroz es en Extremadura, donde existen “grandes extensiones de cultivo de arroz donde las condiciones para la extracción de la paja del campo son muy favorables”, ha comentado.

Finalmente, el representante de la compañía ha explicado, respecto al precio de estos nuevos envases, que es “igual a los actuales realizados con materiales convencionales, manteniendo características similares de resistencia y estanqueidad”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here