Una idea para evitar la propagación de incendios causados accidentalmente por cosechadoras durante la recogida del cereal ha resultado ganadora de la segunda edición de Digitaliza tu Pueblo, competición organizada por la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) a través de su Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Telecomunicación (ETSIT). Los autores de la propuesta, bautizada como Robot-In, son alumnos del instituto de educación secundaria Salvador Victoria en Monreal del Campo (Teruel), quienes presentaron el prototipo de un dispositivo robótico dotado de sensores de calor y una desbrozadora capaz de realizar autónomamente un cortafuego alrededor de las llamas.

El nombre de los premiados se conoció en una ceremonia celebrada el 21 de junio en Aranda de Duero, a la que acudió el alcalde de esta localidad burgalesa y representantes de las entidades colaboradoras, la Fundación Cellnex y las empresas D-Link y Huawei. En total, han sido 20 los equipos participantes, formados por estudiantes de 4º de la ESO y 1º de Bachillerato, así como de Formación Profesional, pertenecientes a una docena de centros educativos de las provincias de Ávila, Cáceres, León, Murcia, Soria, Teruel, Zamora y Zaragoza.

El segundo premio ha recaído en otro equipo del mismo instituto turolense que los ganadores. Su propuesta, denominada Hoot, está pensada para personas mayores que viven solas. Se trata de un kit formado por una aplicación móvil y varios sensores que controla el horario para la toma de medicamentos y avisa de riesgos en el domicilio, como un incendio, un escape de gas o la entrada de un intruso.

El equipo del instituto Villa del Moncayo, en Ólvega (Soria), ha ganado el tercer premio con una solución que busca prevenir los frecuentes atropellos de corzos en una de las carreteras de la comarca. Su proyecto, Corzo-Stop, plantea el uso de señales acústicas y luminosas con que espantar a estos animales cuando se aproximen a la vía y algún automóvil está circulando cerca. Se completaría con la creación de una web para informar del nivel de siniestralidad en la carretera. Este equipo ha recibido también un accésit especial por ser su proyecto el que cosechó más me gusta en Instagram y YouTube.

Otros dos proyectos han quedado finalistas. Go-Bus, del instituto Loustau-Valverde en Valencia de Alcantara (Cáceres), propone una aplicación móvil para reservar plaza en un autobús eléctrico que enlazaría diferentes localidades de la zona. También es una aplicación la idea presentada por el instituto Valle del Jiloca en Calamocha (Teruel). Denominada Classmoji, tiene como finalidad examinar el estado anímico de los alumnos para buscar soluciones a sus problemas emocionales.