Más de cuarenta tractores y un gran número de personas de la comarca gaditana el Campo de Gibraltar se ha dado cita este domingo 30 en Castellar de la Frontera para sumarse a la protesta contra la instalación masiva de plantas fotovoltaicas y sus correspondientes conexiones eléctricas y su afección a la agricultura de la zona.

A mediodía ha partido desde el recinto ferial de la localidad la tractorada, que ha sido respaldada, entre otros, por el presidente de la Mancomunidad de Municipios del Campo de Gibraltar y los alcaldes de Castellar de la Frontera, Jimena de la Frontera, San Martín del Tesorillo, La Línea de la Concepción, San Roque y Tarifa, otros representantes políticos y colectivos ecologistas y de agricultores.

En el caso concreto de Castellar, la manifestación se lleva a cabo en defensa de un trazado alternativo para las líneas de conexión de dos plantas fotovoltaicas ubicadas en los municipios vecinos de San Roque y Jimena, que supondría la instalación de 62 torres de alta tensión de 200.000 voltios a lo largo de 15 kilómetros, en tres de ellos con líneas soterradas, además de una subestación eléctrica.

Así lo ha explicado en su intervención el alcalde de Castellar, Adrián Vaca (PSOE), quien señala que solo en su municipio se han recibido doce solicitudes de compatibilidad urbanística para proyectos fotovoltaicos, al tiempo que defiende que «las explotaciones agrícolas generan mucho más empleo».

Vaca ha anunciado que la comisión creada en el municipio para prevenir la implantación masiva de estas instalaciones va a «seguir presentando batalla jurídica» frente a Mitra Alfa, la empresa, propiedad de Cepsa, ha detallado, que propone este trazado concreto.

El secretario general de COAG Cádiz, Miguel Pérez, ha destacado la importante producción, en Castellar de «la joya de la corona de la agricultura gaditana, que es el aguacate, junto a los cítricos» y que «por cada agricultor joven se crean siete puestos de trabajo, según los datos del Eurostat».

Los organizadores de la protesta coinciden en señalar la necesidad de que las administraciones, en concreto la Junta de Andalucía y el Gobierno de España, regulen estos proyectos y ofrezcan así una herramienta de planeamiento a los ayuntamientos.

Además del trazado eléctrico contra el que se han movilizado en Castellar, los colectivos participantes señalan otros proyectos que afectan a la comarca, como los cuatro señalados por Agaden en Jimena, Tesorillo y los limítrofes municipios malagueños de Gaucín y Casares, con un total de 1.377,92 hectáreas.

La tractorada ha estado organizada por la comisión contra el trazado de las fotovoltaicas, que integran el Ayuntamiento de Castellar, las cooperativas agrícolas de Castellar, Tesorillo y la pedanía de San Pablo de Buceite, en Jimena; los grupos ecologistas Agaden y Verdemar; y los colectivos agrarios COAG (Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos) y SAT (Sindicato Andaluz de Trabajadores) en Castellar.

(Fotos:vivacampodegibraltar.es)