Si esta semana en el Congreso para el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, todo estaba perfecto, para el líder de la oposición todo está imperfecto. El presidente del PP, Pablo Casado, ha rechazado este jueves 30 las cifras surgidas del Plan de Reconstrucción y Resiliencia para la Política Agraria Común (PAC) y ha advertido de que se opondrá a cualquier minoración de estos fondos porque el sector agroganadero no puede ser el pagano de la reconstrucción y ha insistido en que la PAC se debe negociar «a cara de perro»

Durante su intervención en el curso Prensa y Poder, que organiza la institución gabrielista en la Ciudad de la Educación de La Aguilera (Burgos), el líder del PP ha censurado que, en su opinión, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, haya dado por bueno que se lleve a cabo una minoración de 5.000 millones de euros en la Política Agraria Común.

“LOS AGRICULTORES Y GANADEROS NO PUEDEN SER LOS PAGANOS DE LA RECONSTRUCCIÓN. HAY NEGOCIAR A CARA DE PERRO”

Esta cantidad supone una reducción del 10% de la PAC y conllevaría la llegada de 600 millones de euros menos para agricultores y ganaderos españoles cada año en el marco financiero plurianual que comprende siete ejercicios.

«Esto es inaceptable. Los agricultores y ganaderos no pueden ser los paganos de la reconstrucción, cuando han sido un sector esencial para que durante el confinamiento a los españoles no les falte de nada», ha subrayado.

Casado se ha mostrado partidario de que, una vez se ha cerrado el Fondo de Recuperación, hay que centrarse en la negociación del presupuesto europeo para los próximos siete años y tiene que ser entonces cuando no se admitan minoraciones en la PAC.

«Con el campo español no se juega y por lo tanto vamos a reivindicar que esta PAC se haga seriamente», ha insistido, ofreciendo al Gobierno el apoyo del PP si se va a negociar «a cara de perro» pero descartando el respaldo de su partido si se continúa en los mismos términos.