Fermín Sánchez Navarro / Director General de GRUVENTA

El sector hortofrutícola español se enfrenta actualmente a un escenario comercial marcado por la globalización y la competencia comercial en todos los mercados internacionales. Por esta razón, es vital que los distintos ‘actores’ que operan en este sector apuesten claramente por la internacionalización empresarial y por impulsar la marca “ESPAÑA”.

El sector de frutas y hortalizas tiene que hacer frente a importantísimos retos como son la reducción de costes de producción, así como generar “Imagen de Marca” y aportar por “dar valor a la promoción” de nuestros productos hortofrutícolas, identificando sus cualidades y propiedades organolépticas.

Asimismo, es de máxima importancia afianzar nuevos protocolos de exportación con el mercado asiático para la uva de mesa y, seguir avanzando, con negociaciones al más alto nivel, para conseguir que el mercado ruso vuelva a abrirse para nuestros artículos, ya que no nos podemos permitir perder un mercado tan importante y con tantos millones de consumidores como es el caso de Rusia.

Gran Marca de Calidad

Dentro del mismo contexto, es evidente que el sector hortofrutícola español tiene que disponer de una gran “marca de calidad para las frutas y hortalizas origen ESPAÑA”, que permita diferenciar a nuestros productos respecto a la competencia de Marruecos, Egipto, Turquía, etcétera. Para ello, es fundamental que todo nuestro sector se implique y consigamos  crear una marca de calidad potente y fuerte.

Si todos ponemos de nuestra parte, y contamos con el respaldo de la Administración, conseguiremos tener una gran entidad que sirva como paraguas para exponer la gran CALIDAD que caracteriza a nuestras frutas y hortalizas, y podremos hacer campañas de promoción y comunicación, dos aspectos fundamentales para el crecimiento de nuestro sector.

Tan difícil nos resulta poner España en nuestros productos. Vamos por detrás de otros ejemplos, como Marruecos, Francia, Reino Unido, etc…

Aviso a Navegantes: No perdamos el tiempo, y seamos capaces de trabajar unidos, para crear “Valor Añadido” que mejore la rentabilidad de nuestros productores hortofrutícolas.