UGAVAN junto a otras asociaciones ganaderas y organizaciones agrarias ha logrado alcanzar un acuerdo con La Junta de Castilla y León en la nueva normativa sobre tuberculosis, con importantes avances que facilitaran los movimientos en las explotaciones ganaderas afectadas por tuberculosis así como las condiciones para recuperar el estatus sanitario.

La orden que ha sido publicada el pasado 4 de marzo de 2020 es fruto de las negociaciones mantenidas en la mesa de trabajo creada por la Junta de Castilla y León junto a asociaciones ganaderas y organizaciones agrarias, donde UGAVAN ha estado presente activamente en representación del sector de la vaca nodriza.

El acuerdo de la nueva normativa sobre tuberculosis que fue suscrito el pasado 31 de enero de 2020, incluye entre otras las siguientes novedades:

  1. Flexibilidad de movimientos a cebaderos en explotaciones positivas, reduciendo en el tiempo y número de pruebas con resultados negativos para poder acometer los movimientos.
  2. Reducción del periodo de restricción de movimientos y de pruebas negativas para que las explotaciones dedicadas a la venta de reproductores, puedan recuperar su calificación.

En este sentido, en la nueva normativa sobre tuberculosis se minimizan también las repercusiones que tuvieran explotaciones con calificación T3 B4 por compra de animales reproductores en explotaciones de venta en pureza resultantes positivas con posterioridad a la compra. En este caso, la explotación que había comprado el animal reproductor en una ganadería resultante positiva, tenía que someterse a saneamiento general con motivo de esa compra, sin embargo, con la nueva implementación de norma, si la explotación de entrada, de ese reproductor, ha sido saneada en los seis meses anteriores y con posterioridad a la entrada del animal de riesgo, solo se repetirá la prueba de detección al animal objeto de esa entrada.

  1. Se modifica también, el criterio para relacionar explotaciones que, solo determina dicha relación, cuando al menos un animal se haya saneado de manera conjunta con otras explotaciones. En el resto de casos, la relación habrá de ser siempre justificada con un informe de los servicios oficiales.
  2. En el caso de explotaciones positivas y movimiento de estas a cebaderos T1, ya no será necesario sanear la explotación entera si no, solamente, la partida objeto del movimiento.

Desde UGAVAN se continuará trabajando en colaboración con la Junta de Castilla y León y el Gobierno Central, para mejorar las condiciones del sector de la vaca nodriza con respecto a esta enfermedad. Desde la Junta Directiva, califican como muy positivo, el acuerdo suscrito con la Junta de Castilla León, pero manifiestan que hay que seguir trabajando para solucionar algunos puntos que aún continúan sin encontrar solución.