La Unión de Agricultores y Ganaderos de Aragón, UAGA-COAG, ha exigido al Gobierno de Aragón que trabaje conjuntamente con las organizaciones agrarias para poder activar un paquete de ayudas complementarias para los fruticultores, que sirvan para minimizar en el sector el impacto económico que ha supuesto la carencia de agua durante la campaña. Una cosecha que ha estado marcada por los bajos calibres (tamaño de la fruta) en todas las producciones como consecuencia de la sequía y de las restricciones en los riegos.

El Real Decreto-ley 4/2023, de 11 de mayo, por el que se adoptaban medidas urgentes en respuesta a la sequía, exponía la situación de extraordinaria y urgente necesidad en la que se encuentra, entre otras, la cuenca del Ebro por la situación de escasez hídrica. Entre las medidas desarrolladas en ese RD a favor del sector agrario, el Ministerio de Agricultura estableció para los sectores agrícolas un sistema de ayudas directas en compensación por el incremento de los costes productivos provocados por el aumento del precio de los insumos, derivado de la situación creada por la invasión de Ucrania y la afección por el impacto de la sequía.

El presupuesto, con cargo a la reserva agrícola de la UE y destinado principalmente a los leñosos (fruta dulce y frutos secos), es de 81.082.911 millones de euros, ya que estos cultivos se vieron afectados en mayor medida en las fases críticas de su desarrollo. En ese sentido, UAGA-COAG destaca que ese mismo Real Decreto permite a las comunidades autónomas realizar pagos complementarios a estos 81 millones de euros, de acuerdo con las condiciones establecidas en el mismo.

La Generalitat de Cataluña sí que ha aprovechado esa opción y ha acordado con el sector de la fruta, a través de la Mesa Agraria, realizar unos pagos complementarios en los sectores afectados y para ello ha activado un presupuesto de 12 millones de euros. De esta forma, para la fruta dulce y cítricos ha establecido una ayuda de 275 €/ha., es decir, complementa con el mismo importe la subvención del Ministerio, con un tope de 70 has declaradas en la DUN de 2023 (Declaración Agraria) por beneficiario.

Por tanto, UAGA-COAG espera que el Departamento de Agricultura del Gobierno de Aragón tome ejemplo de lo que ha hecho Cataluña y active fondos para conceder ayudas complementarias para los fruticultores afectados por la sequía.

Noticias curiosas: