Tal y como temían desde UPA Andalucía, la ampliación presupuestaria realizada por la Consejería andaluza de Agricultura para intentar solventar el hachazo histórico que le había dado a la agricultura y ganadería ecológicas «no ha solucionado el agravio con los agricultores y ganaderos de las comarcas excluidas de las zonas norte de Almería, Granada y Huelva, a los que vuelve a dejar fuera de las ayudas».

Ante esta situación, la organización agraria exige a la Junta de Andalucía una convocatoria extraordinaria y urgente que destine presupuesto a estas comarcas excluidas de zonas eminentemente ecológicas y que se han visto perjudicadas por unos lesivos criterios de concurrencia competitiva que quedaron establecidos al inicio de la convocatoria.

UPA Andalucía explica que los 48 millones con los que la Consejería de Agricultura ha ampliado el presupuesto para las ayudas al ecológico “siguen dejando fuera a una parte muy importante de los agricultores y ganaderos que las solicitaron en conversión, sobre todo en el sector de los frutos secos, pero también en ganadería, así como en el segundo tramo de producción en mantenimiento”.

UPA Andalucía insta al consejero a cumplir el compromiso adquirido en la reunión mantenida en Almería el pasado 30 de mayo, en la que acordamos dar cobertura a los agricultores y ganaderos de las zonas de Andalucía que quedasen fuera después de este incremento presupuestario, sacando una convocatoria extraordinaria, con unas nuevas bases donde se incluyan criterios como, por ejemplo, el riesgo de desertificación y la pendiente, que incorporen a los agricultores y ganaderos de estas comarcas. En concreto, a Los Vélez y Almanzora, en Almería; Baza, Guadix y Huéscar, en Granada; y el Andévalo en Huelva.

Desde UPA Andalucía reclamn esa convocatoria extraordinaria urgente para solucionar una “terrible discriminación entre agricultores y territorios. Apelamos a la Consejería a cumplir con su compromiso para que apruebe una partida presupuestaria con fondos suficientes para cubrir estos territorios, especialmente perjudicados por los criterios de concurrencia competitiva establecidos en la convocatoria sobre el resto de Andalucía. Un problema del que ya alertamos en el momento que presentamos las alegaciones al borrador. Ahora reclamamos una nueva convocatoria que incorpore a los agricultores y ganaderos, tanto en conversión como en mantenimiento, de unas zonas donde no existe otra alternativa que este cultivo de frutos secos ecológicos, comarcas que son las mayores productoras de España y que, después de 15 años, han permitido la incorporación de numerosos jóvenes a la actividad agraria y ganadera, así como ha evitado la despoblación”, añaden desde UPA Andalucía.

Por último, y con la mirada puesta en próximas convocatorias, UPA Andalucía también espera que la Consejería, una vez que haya incluido en esta extraordinaria esos criterios de desertificación y de pendiente, modifique los puntos que se les asignan porque a los agricultores y ganaderos de esas comarcas “siguen dejándolos en desventaja con respecto a otras zonas que cuentan con doble puntuación al estar dentro de un Parque Natural de la Red Natura 2.000. Además, ha habido un efecto llamada, o de negocio previo, por parte de las certificadoras que ha hecho que mucha gente esté transformando sus explotaciones para pedir ayudas a la conversión a ecológico. Por eso hay muchas más solicitudes de lo que ha sido normal en convocatorias anteriores”.