El secretario general de UPA, Lorenzo Ramos, ha asegurado que «luchará» en su último mandato, que comienza este miércoles 21, al frente de esta organización para que se cumpla la Ley de la Cadena Alimentaria.

Ramos ha sido reelegido para seguir al frente de UPA en el marco del 10 congreso federal celebrado este martes y miércoles 21 en Madrid y afronta estos próximos años con «la misma ilusión» que los primeros, según ha indicado a los medios de comunicación.

La aplicación de la Ley de la Cadena (ahora en discusión en el Congreso de los Diputados) será su principal objetivo porque es «muy interesante» para que los productores «cobren por los costes de producción».

Aunque cree que la «inmensa mayoría» de los agentes desarrollan «bien» su labor dentro de la cadena, hay «algunos» que «quieren enriquecerse en poco tiempo» y «no queremos que ésos marquen la tendencia».

«Las leyes estarán para cumplirse y nos encargaremos de que así sea», ha destacado, en su defensa para que se cumpla la Ley de Cadena.

Entre otras cuestiones, Ramos ha resaltado el reto que supone el relevo generacional en el sector agrario, ha comprometido con ello el trabajo de la organización y ha exigido la implicación de los poderes públicos para propiciar las condiciones adecuadas que faciliten su incorporación al sector.

Ramos ha hecho asimismo una defensa del modelo de agricultura profesional y familiar porque es «la mejor receta» para «garantizar alimentos, la vida en los pueblos y la sostenibilidad y el medio ambiente».

En cuanto a la reforma de la PAC, ha reconocido que a los integrantes de UPA les despierta «ilusión» el camino que se está siguiendo.

Cree que es el momento de cambiar «muchas cosas» en ella: «Ahora es la oportunidad de que se le dé una vuelta definitiva».

PEDRO SÁNCHEZ: «LA AGRICULTURA FAMILIAR ES LA BASE DEL ÉXITO Y ES EL MODELO QUE REPRESENTA A LA GRAN CLASE MEDIA DEL CAMPO

En el acto de clausura se ha emitido un vídeo grabado por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, quien ha destacado la deuda que tiene la sociedad con el sector primario tras su papel en la pandemia para asegurar la producción de alimentos.

El presidente ha destacado la «fortaleza» de este sector y su aportación a la economía creciendo incluso en sus exportaciones en 2020 a pesar de la covid-19.

En su intervención, ha subrayado que la agricultura familiar es «la base del éxito» y es el modelo que representa «a la gran clase media» del campo, contribuyendo «decisivamente a la generación de empleo, manteniendo la población rural y el cuidado del medio ambiente.

Ha destacado asimismo la modificación de la Ley de la Cadena impulsada desde el Ejecutivo y ha añadido que los productores se enfrentan a retos en transición ecológica, transformación digital o lucha contra el cambio climático.

El presidente ha valorado que España haya conseguido mantener el presupuesto de la PAC, la inclusión de la perspectiva de género en la misma y ha dado su respaldo a los fondos reservados al sector primario en el plan de recuperación y resiliencia tras la covid-19, destinados a mejorar la digitalización y competitividad.

Por su parte, el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha indicado que la agricultura y la ganadería familiar son «el eje de todo» el sistema productivo agroalimentario.

Es un modelo que es «central» para la futura PAC porque proporciona alimentos «sanos y con buenos precios» para los ciudadanos y «mantiene el territorio».

Planas ha hecho referencia a la necesidad de la rentabilidad porque, sin ella, «no puede haber explotaciones».

Además, cree que sin sostenibilidad no se pueden lograr los objetivos que se están planteando en las diversas políticas.

El ministro ha nombrado «retos determinantes» en los que «no podemos fallar», como son conseguir una producción agroalimentaria sostenible; implementar la innovación y la digitalización y asegurar el relevo generacional y la igualdad de género.

Planas ve necesario ahora estar pendiente de sectores «especialmente vulnerables» como el olivar y el vacuno, sector este último que contará con un reglamento en 2021 de regulación de sus granjas.

Al congreso ha acudido el secretario general de UGT, Pepe Álvarez, quien ha felicitado a UPA por ser «capaz de mantener las necesidades» de las explotaciones agrarias familiares que son «fundamentales» para «sostener» la población en el territorio y su defensa para que se cumpla la Ley de Cadena.

Para Álvarez, es «clave» que el sector primario se asiente en la calidad, el valor añadido, el reparto de las ayudas de la UE y las políticas que se desarrollen con los fondos de recuperación.

Finalmente, ha subrayado que UPA es la «única» organización agraria que «tiene potencia por sí misma en el campo y tiene detrás a UGT que está plenamente implicada en sus reivindicaciones.

En el congreso se ha presentado además el nuevo logotipo de UPA, renovado aunque manteniendo una grafía parecida a la del anterior.