La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de la región (UPA CLM) ha pedido al Ministerio que acelere los trámites de la PAC para que las comunidades puedan adaptar la normativa y la campaña de solicitud de la Política Agraria Común se inicie el 1 de febrero.

Tras una reunión técnica de la organización, el secretario general de UPA CLM, Julián Morcillo, ha avanzado en rueda de prensa que van a poner en marcha una campaña de información sobre las novedades de la PAC.

UPA pretende llegar a todos los pueblos de Castilla-La Mancha aunque la normativa aún no está publicada, por lo que Morcillo ha urgido al Ministerio de Agricultura a que publique el reglamento Omnibus con las modificaciones para que las comunidades puedan adaptarlas y acelerar los trámites de la PAC.

Una PAC con luces y sombras: Valoran el cambio en el CAP pero no que casa Estado pueda aplicar la figura del agricultor activo

Ha explicado que la PAC de 2018 ha incluido una serie de cambios, marcados por las modificaciones que ha conllevado el proceso de simplificación de reglamentación y el reglamento ‘ómnibus’, que afectan «a todos los conceptos, ayudas y pilares de la PAC», ha dicho.

Entre las novedades de la PAC en 2018, Morcillo ha dicho que se han contemplado muchas demandas de la organización, y con respecto a la actividad agraria ha explicado que el cambio supone la inclusión de un plan de control sobre las parcelas que llevan tres años de barbecho y las que se declaran como pastos pero la actividad de mantenimiento no es el pastoreo de ganado.

En relación a las ayudas de pago básico, ha afirmado que se ha contemplado como novedad «importante» el reconocimiento de los pastos de arbolado y arbustivos, y ha lamentado la modificación que plantea que los estados miembros decidan, de manera opcional, si aplican o no la figura del agricultor en activo.

En este sentido, ha tildado de «razonable» el posicionamiento del Gobierno de España, que ha adelantado que va a seguir aplicando esta figura, tal y como ha reivindicado UPA para «que las ayudas lleguen a los verdaderos agricultores».

En cuanto a la ayuda directa, el pago verde o greening, Morcillo ha apuntado que los cambios suponen la ampliación de los cultivos mínimos que deben plantarse para poder acceder a las ayudas.

Ha agregado que en la superficie de interés ecológico «se abre el abanico de los cultivos mínimos», se prohíben los productos fitosanitarios en el caso de los barbechos, y se modifica el período en el que no se puede hacer ninguna actividad ganadera de 9 a 6 meses.

Los trámites de la PAC estarán abierto en principio desde el 1 de febrero al 30 de abril, pero «no interesa alargar el plazo» porque evitar retrasos

Y en relación a la ayuda adicional a los jóvenes, ha valorado que se incrementa hasta el 50 por ciento el porcentaje del importe del pago básico para las 90 primeras hectáreas, y además «se podrá cobrar durante cinco años independientemente del momento en el que los jóvenes se incorporaron».

Morcillo ha manifestado que «por primera vez» las comunidades autónomas podrán alargar el plazo de trámites de la PAC para la solicitud de ayudas, que estará abierto en principio desde el 1 de febrero al 30 de abril, pero ha advertido que «no interesa alargar el plazo» porque podría conllevar retrasos.

Respecto al vino, ha concretado que en las nuevas concesiones de autorización de plantación se va a limitar el número de hectáreas por solicitud y se priorizará a jóvenes agricultores con explotaciones pequeñas.

Por otra parte, ha celebrado que se establezcan medidas para «reforzar el papel de los agricultores a lo largo de la cadena agroalimentaria» y que se permita a las organizaciones de productores negociar para sus socios contratos de suministro.