Dos iniciativas novedosas lanzadas por el consorcio europeo EIT Food han permitido aflorar proyectos innovadores en la España vaciada, con posibilidades de futuro y que pueden servir de motivación para personas emprendedoras que viven casos similares. Esos dos programas, denominados Empowering Women in Agrifood (EWA) y Growing Consciousness, concluyeron este jueves 26 con el acto de entrega de los premios a las ganadoras -Panduru (repostería circular en Asturias) y EntreSetas (agricultura sostenible en Palencia-, y que se celebró en Bilbao, en la sede de EIT Food para el Sur de Europa.

El programa EWA ha premiado a Elena Fernández Suela, procedente de Gijón (Asturias), al frente del proyecto ‘Panduru’, que produce repostería de calidad elaborada con pan recuperado fermentado con masa madre, condimentado con productos locales y elaborado con recetas tradicionales. Su premio incluye una aportación de 10.000 euros.

El segundo puesto ha correspondido a Josefa Fernández, bióloga de Murcia que lidera un proyecto llamado GROAP. Produce una harina alta en proteínas, procedente de larvas de mosca para pienso animal y abono orgánico.

Este programa que fomenta el emprendimiento femenino en el sector agroalimentario recibió un total de 60 candidaturas de mujeres para participar en España, de las que fueron seleccionadas diez. Durante seis meses han participado en esta iniciativa que les ha ayudado a avanzar en sus proyectos, a obtener formación y les ha proporcionado una mentorización personalizada.

Este programa se ha activado simultáneamente en cinco países del sur de Europa: España, Portugal, República Checa, Turquía y Rumanía. En total, se han presentado 236 candidaturas.

PREMIO A LAS SETAS ECOLÓGICAS 

El evento Farm Up! también acogió la final del programa Growing Consciousness, que tiene como objetivo promocionar la recuperación de cultivos tradicionales en zonas rurales. Busca fomentar habilidades, técnicas y conocimientos orientados a revitalizar el cultivo de variedades antiguas, casi desaparecidas, de cereales, plantas medicinales y hierbas aromáticas en países del sur y este de Europa.

El premio de esta primera edición en España recayó en el proyecto EntreSetas, liderado por Nazaret Mateos, de origen zamorano pero que ha desarrollado su empresa en Paredes de Nava (Palencia). Esta pequeña empresa rural cultiva y comercializa setas ‘gourmet’ en diferentes formatos: frescas o embotadas. Trabaja de forma artesanal y comercializa también una amplia gama de productos en los que las protagonistas son las setas.

Dentro de este programa, los participantes han podido participar en una escuela de verano online en España y otros dos países (Italia y Polonia), además de recibir una mentorización personalizada de la mano de expertos en negocios, agroalimentación y emprendimiento. También han participado en un taller de cocreación de planes de negocio entre emprendedores y agricultores.

Con este programa se trata de recuperar las cadenas de valor alimentarias tradicionales para beneficiar a los agricultores, revitalizar las áreas rurales, creando así mejoras tanto ecológicas como económicas sobre las prácticas agrícolas convencionales, como son los ejemplos de Panduru y Entresetas.