El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha mostrado este miércoles 21 su apoyo «sin fisuras» al sector de los frutos rojos para el que ha considerado que Doñana «tiene que ser un activo y no un problema».

En declaraciones a los medios antes de clausurar en Huelva el VIII Congreso Internacional de Frutos Rojos ha destacado la relevancia y evolución de este sector y ha recordado que lo conoció hace 30 años cuando en diciembre de 1993 fue nombrado consejero de Agricultura de la Junta de Andalucía.

«Lo he seguido durante las últimas tres décadas y el progreso ha sido realmente impresionante por el incremento de la producción y de la calidad, por la presencia en los mercados internacionales y porque constituye hoy, dentro del sector de las frutas y hortalizas y dentro de la producción agroalimentaria de España, uno de nuestros productos más señeros», ha aseverado.

Ha remarcado que en este momento el sector exporta «prácticamente 1.500 millones de euros a la Unión Europea y fuera de ella, y yo creo que es, sin duda, una muestra de la pujanza de estas 14.000 hectáreas de producción que tenemos, que son el 97% de la producción total de frutos rojos de España, aquí en Huelva, y también de los agricultores profesionales que están detrás que hacen un excelente trabajo».

Planas ha recalcado además que en la campaña que se cierra ahora, según los datos del sector, se ha registrado «un ligero menor volumen, pero con un mayor valor, lo cual es una excelente noticia dentro de un sector que está muy bien organizado, pues más del 90% está estructurado en organizaciones de productores de frutas y hortalizas, lo cual permite un apoyo de la PAC de más de 24 millones de euros anuales para el sector».

Asimismo, se ha referido a la importancia de la promoción y a ese convenio entre el Ministerio y Fepex que va a permitir la presencia también de los frutos rojos en las ferias internacionales que son tradicionales, en Fruit Attraction en Madrid, en Fruit Logística en Berlín y en otras acciones de promoción; y, si el sector se lo plantea, del apoyo a las figuras de calidad que «pueden ser siempre un instrumento de también, yo diría que de promoción adicional a lo que supone hoy el valor y la imagen de marca de nuestros frutos rojos».

DOÑANA «DEBE SER, PARA EL SECTOR DE LOS FRUTOS ROJOS, UN ACTIVO Y NO UN PROBLEMA”

En su opinión, «todo ello merece, sin duda, una consideración muy positiva, por tanto, apoyo sin reservas al sector».

Por otro lado, Planas ha dicho que Doñana «debe ser, para el sector de los frutos rojos, un activo y no un problema. Un activo desde el punto de vista de la sostenibilidad, de la calidad, de la biodiversidad, en definitiva, de respeto al medio natural, en la producción y en el medioambiente».

«Yo creo que todo eso son elementos positivos y son elementos que debemos subrayar porque son aquellos que nos van a permitir continuar avanzando de cara al futuro y trabajando por este sector, que tiene un presente pero que yo estoy convencido que tiene un futuro más brillante que la situación actual», ha indicado.

Cuestionado por si sabe si ha habido algún contacto con la Junta por el tema de la ley de regadíos de Doñana ha respondido: «no lo sé si lo ha habido; yo creo que hemos leído todos el informe de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, un informe tremendamente riguroso técnicamente ante el que tanto PP como Vox, que son los iniciadores de esta iniciativa deberían claramente sacar la conclusión de retirarla para no causar más daño del que ha causado ya».