El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación en funciones, Luis Planas, ha defendido la «estricta» legislación europea de control sanitario de las importaciones de productos vegetales y que se apliquen a estas «los mismos estándares que se exigen a nuestros productores».

Así lo ha planteado en una carta remitida el 8 de septiembre al consejero de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Comunidad Valenciana, José Luis Aguirre, a la que ha tenido acceso Efeagro y que se produce en respuesta a una misiva previa en la que se solicitaba al Ministerio una revisión de los requisitos fitosanitarios de importación y se aludía a la situación específica de los cítricos.

En su escrito, Luis Planas ha detallado que tuvo conocimiento de la carta del consejero valenciano por los medios de comunicación el día 22 de agosto, pero la recibió con fecha 5 de septiembre, y señala que los «especialistas en materia fitosanitaria» del Departamento están «plenamente al corriente de la información» aportada por el consejero valenciano.

Además, ha recordado la importancia del programa nacional de control y erradicación de los vectores Trioza erytreae y de prevención del vector Diaphorina citri y la bacteria Candidatus Liberibacter.

RESPALDA QUE SE «APLIQUE A LAS IMPORTACIONES DE PRODUCTOS AGROALIMENTARIOS LOS MISMOS ESTÁNDARES QUE SE EXIGEN A NUESTROS PRODUCTORES»

En este sentido, ha precisado que en el caso de la primera está presente en la Península pero no hay presencia de bacteria, por lo que España y Portugal han establecido una bacteria de lucha biológica coordinada.

Del mismo modo, en la carta se alude a la solicitud de la Comunidad Valencia de autorizar el parasitoide Tamarixia radiata (para controlar la Diaphorina citri) y detalla que en la reunión con las autoridades regionales y nacionales se acordó esperar a constatar la presencia del vector.

Finalmente, Planas ha insistido en el texto en lo estrictas de las normas europeas de control de las importaciones de productos de terceros países, lo que conduce a detecciones en frontera, y en que es «un firme defensor» de que se «aplique a las importaciones de productos agroalimentarios los mismos estándares que se exigen a nuestros productores».

Y ha confirmado que seguirá «firme» en su defensa de este objetivo, «espero que con su ayuda», en referencia al consejero.