Asaja Extremadura ha cifrado las pérdidas por la sequía en la ganadería en más de 195 millones de euros durante los últimos cinco meses debido a la necesidad de suplementar la alimentación y ha pedido a las administraciones adoptar medidas conjuntas para paliar esta situación. Esto ha llevado a pedir un ‘viernes social’ (similar a los aprobados por el Gobierno de Pedro Sánchez antes de las elecciones) para agricultores y ganaderos de toda España.

Para ello, ha remitido a la Junta un catálogo con quince medidas urgentes para paliar estos daños y le ha solicitado la convocatoria “urgente” de la Mesa de Sequía, así como un ‘viernes social’ a nivel estatal con un decreto que ayude a los agricultores y ganaderos afectados.

El presidente de Asaja Extremadura, Ángel García, ha alertado este miércoles 14, en rueda de prensa, de la situación de sequía en los campos, no solo extremeños, sino de toda España.

“Diariamente los ganaderos de oveja se gastan 750.000 euros en suplementar su alimentación, los de vacuno casi 1.100.000 euros y casi 120.000 euros los de caprino”, ha explicado García Blanco.

defiende un ‘viernes social’ para el sector, porque “Sánchez no puede seguir escudándose en que no hay Gobierno”

Los ganaderos cuentan en Extremadura con tres millones de ovejas, 1,4 millones de vacas y 300.000 cabras, aunque esta situación de falta de agua también ha afectado a las campañas del cereal y todo tipo de producciones.

Así, García ha destacado la reducción del casi el 40 por ciento en olivar, un 40 por ciento en viñedos y un 30 por ciento en la producción de higos.

“El presidente Sánchez no puede seguir escudándose en que no hay Gobierno, dado que le es posible, como así lo ha demostrado en épocas anteriores”, ha expuesto en relación a la vecesidad de un viernes social’ para el campo.

Entre las quince acciones a adoptar, según Asaja, están continuar con la flexibilización de las limitaciones que permitan aprovechar todos los pastos y superficies; una reducción fiscal en el próximo ejercicio para agricultores y ganaderos que tributan en el régimen de módulos; o la exención del pago de las cuotas de la Seguridad Social durante un año.

Asimismo, ha criticado el sistema de Agroseguros, “ya conocido como estafador seguro de sequía en pastos”, que este año ha calificado la sequía como moderada, por lo que ha instado a modificarlo.

La condonación del IBI rútstico para el próximo ejercicio; ayudas directas a través del régimen de “minimis” hasta los 25.000 euros; préstamos bonificados al 0% a agricultores y ganaderos afectados por la sequía; una moratoria en los préstamos por esta situación en vigor y el pago anticipado en la PAC de los máximos autorizados por la Comisión Europea a fecha 15 de octubre, son otras de sus propuestas.

Asimismo, ha solicitado ayudas para la captación de aguas a través de pozos de sondeo; para la realización de charcas y puntos de abrevaderos; para que los ayuntamientos adquieran cisternas para distribuir el agua entre sus ganaderos.

Una subvención al 50% en la adquisición de bebederos móviles, algo que también contribuiría a paliar la tuberculosis, a su juicio; la eliminación de las tasas de ITV para vehículos agrario y constituir la Mesa regional de la Sequía para el seguimiento y puesta en marcha de las medidas que se adopten son otros de los puntos remitidos a la Junta.

(Foto principal: Archivo)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here