El Fega ha publicado las ayudas definitivas a las explotaciones de vacuno de cebo para la PAC 2020. El objetivo de estas ayudas es garantizar la viabilidad económica de las explotaciones de vacuno de cebo; o bien prestar un apoyo a los ganaderos de vacuno de cebo que fueran de derechos especiales en 2014, y que, en la solicitud única de cada campaña, no disponen de hectáreas admisibles sobre las que activar derechos de pago básico.

Las ayudas definitivas a las explotaciones de vacuno de cebo, digamos “normal” se diferencia en dos regiones, España peninsular y región insular, diferenciándose éstas a su vez entre los animales que han sido cebados en la misma explotación de nacimiento o en cebaderos comunitarios gestionados por productores de vaca nodriza, de aquellos animales que han sido cebados y proceden de otra explotación.

Así, en España peninsular el importe de las explotaciones de vacuno de cebo queda establecido en 29,62 €/animal para animales cebados en la explotación de nacimiento, mientras que los animales cebados en una explotación distinta a la de nacimiento tienen un importe unitario definitivo de 15,74 €/animal.

En la España insular, el importe unitario definitivo de ayuda para terneros cebados en la explotación de nacimiento es de 79,22 €/animal. El importe para los cebados en otra explotación distinta a la de nacimiento es de 46,65 €/animal. Por otra parte, la ayuda por derechos especiales queda fijada en 52,02 €/animal.

En ambos tipos de ayuda el importe unitario definitivo se aplica, tanto a los pagos pendientes como a los pagos complementarios a los ya realizados con el importe unitario provisional. Por lo tanto, con este importe unitario definitivo, ya es posible proceder al pago del 100% del importe total a abonar por los citados regímenes de ayuda.