La Guardia Civil ha esclarecido varios robos en cosechas cometidos en el Medio Vinalopó. El arresto de nueve personas en relación con estos hechos es fruto de «los continuos servicios establecidos para prevenir la comisión de delitos en explotaciones agrícolas y ganaderas», explica en un comunicado. Las detenciones se han realizado en un mes. Tres hechos delictivos se investigaban por hurto y un cuatro por apropiación indebida. En total se habían apropiado de más de media tonelada de fruta.

Los dos primeros hechos ocurrieron los días 30 de julio y 5 de agosto, donde cuatro personas, dos hombres y dos mujeres, fueron sorprendidas mientras hurtaban varios kilos de uva en dos fincas agrícolas de Monforte del Cid y de Aspe. En esta intervención se recuperaron 50 kilogramos de uva, si bien se estima que la cantidad habría sido muy superior de no ser por la rápida actuación de los agentes.

Por otro lado, el pasado día 18 de agosto, se identificaron a dos vehículos durante un control preventivo de la Guardia Civil en Pinoso, que portaban una carga de más de media tonelada de melocotones. Las cuatro personas que iban en ellos no pudieron asegurar su procedencia, por lo que se procedió a su incautación inmediata.

A pesar de que durante diez días se hicieron gestiones con cooperativas agrícolas, y empresas productoras y exportadoras de melocotones de la provincia de Alicante y de la Región de Murcia, no se llegó a establecer el origen lícito de este producto, que acabó siendo destruido para evitar un posible problema de salud pública, según recoge equiposroca.

DESCUBIERTA UNA PLANTACIÓN DE MARIHUANA EN UNA EXPLOTACIÓN AGRÍCOLA

Por otro lado, la Guardia Civil de la Región de Murcia y la Policía Local de Ceutí han desarrollado de forma conjunta una operación antidroga que se ha saldado con el desmantelamiento de una plantación de marihuana en una finca del municipio ceutiense.

Tras la operación, los agentes han investigado al propietario de la explotación agrícola, al que se le ha instruido diligencias como presunto autor de delito contra la salud pública, por cultivo o elaboración de drogas, según informaron fuentes de la Benemérita en un comunicado.

A finales del pasado mes de agosto, guardias civiles del Puesto Principal de Molina de Segura y policías locales de Ceutí se coordinaron para abrir una investigación al tener indicios de la comisión de hechos delictivos relacionados con el cultivo ilícito de marihuana en Ceutí. Recientemente ha habido tabién dos detenidos por cultivar marihuana entre un cultivo de girasoles.