Tras el anuncio de la instalación de una macrogranja en Luzón y la recogida de firmas en contra a través de la plataforma Change.org, los contrarios a este tipo de actividad se han organizado constituyendo la plataforma Stop Macrogranjas en la comarca de Molina de Aragón (Guadalajara) cuyo objetivo es evitar que “nos convirtamos en una zona invadida por la producción porcina”, según ha señalado en un comunicado el portavoz de este movimiento, Alberto Mayor.

Ha explicado que desde hace un tiempo están llegando solicitudes para nuevas macrogranjas en toda la comarca, en municipios como Poveda de la Sierra, Riofrío del Llano, Querencia, Brihuega, Cincovillas, Castellar de la Muela y Luzón, entre otros.

Subrayan el  elevado consumo de agua y la contaminación de los acuíferos por los purines generados

La plataforma ha señalado algunos “efectos negativos” que tienen estas granjas, como la contaminación de olores o la proliferación de insectos que son “los más evidentes y que suponen un gran inconveniente supuesto para el día a día de los habitantes de la zona y para el desarrollo de actividades de agroturismo que supone un desarrollo económico sostenible”, ha agregado.

Otros elementos son el elevado consumo de agua y la contaminación de los acuíferos por los purines generados, máxime en una zona donde el agua potable es un recurso limitado ya que “solo hace falta comprobar como en verano numerosos pueblos se abastecen de agua potable por medio de cisternas”.

Además, la aplicación intensiva de los purines generados en las macrogranjas en terrenos de cultivo provocan un aumento de la concentración de nitratos y nitritos en el suelo.

Hace unos meses se creó una plataforma regional contra las macrogranjas de cerdos y ahora “hemos decidido unirnos en una plataforma Stop Macrogranjas Comarca Molina de Aragon con el objetivo único de poder defender el territorio frente a la invasión de estas instalaciones”, ha señalado

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here