La Plataforma en Defensa de los Regadíos del Condado, que aglutina a agricultores del entorno de Doñana, ha considerado «una muy buena noticia» la decisión de la Junta de Andalucía de comprar 7.500 hectáreas de la finca ‘Veta La Palma’, en Puebla del Río (Sevilla) para ampliar el espacio natural.

En declaraciones a Efeagro, el portavoz de la Plataforma, Julio Díaz, ha indicado que para los agricultores del Condado es una «excelente noticia» pues «suma en el objetivo compartido que tenemos de mejorar la preservación de Doñana, mejorando además su resiliencia».

Sin duda, ha añadido, «son 7.500 hectáreas, 3.500 de ellas inundadas, que van a mejorar la configuración y la capacidad de Doñana para resistir los envites del cambio climático».

En este punto ha señalado que «bien haría el Gobierno de España en sumarse, con hechos, ejecutando las infraestructuras hidráulicas para sumar en ese objetivo».

Ha subrayado que «es lo que está contenido en la ley y lo que debe llevar un Gobierno desde la responsabilidad». Por tanto, «una magnífica noticia para los que amamos Doñana», ha concluido.

EN LA BUENA DIRECCIÓN Y QUE QUE NO SEA UN «LAVADO DE CARA»

Por su parte, el Gobierno central, a través de la vicepresidenta tercera y ministra para laTransición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha calificado de «medida en la buena dirección» este anuncio.

«Debería forma parte de las actuaciones prioritarias como se señaló en noviembre de 2022 por parte de la Administración General del Estado y que no ha contado hasta la fecha con ninguna contribución por parte del Gobierno autonómico, que es quien debe gestionar Doñana», ha dicho Ribera.

Ha matizado sin embargo que la decisión se produce «en un contexto concreto», después de que la UNESCO anunciara que «si no había medidas adicionales», Doñana corría el riesgo de quedar desclasificada como Patrimonio de la Humanidad.

La ministra ha pedido no obstante dos cosas más a la Junta: «retirar la propuesta de ampliación de la superficie calificable como regable» y conocer el destino de los «más de doce millones del plan de recuperación destinados a Doñana, que se transfirieron a la Junta tanto para invertir en el parque y sus infraestructuras, como para las zonas de Reserva de la Biosfera».

Desde Ecologistas en Acción se ha valorado también el anuncio y ha mostrado su deseo de que «no sea un lavado de imagen» para aprobar la proposición de Ley de mejora de regadíos de la Corona Norte.

En principio consideran la adquisición de esas hectáreas «positiva» porque supone «recuperar parte del humedal transformado de las marismas del Guadalquivir, concretamente de Doñana», ha dicho Juan Romero, portavoz de Ecologistas en el Consejo de Participación de Doñana.

Por su parte la organización ecologista WWF ha calificado como «interesante» la compra de hectáreas para ampliar Doñana, aunque «no la solución» a los problemas actuales del Espacio Natural.