Los precios medios de los cereales en los mercados mayoristas españoles siguen a la baja y no logran levantar cabeza. Ya ni siquiera el trigo duro (que venía sobeviviendo un poco mejor en las últimas semanas) se salva de los malos resultados. Así, se registraron nuevos descensos generalizadas entre el 22 y el 28 de abril (semana 17 de 2019), según los datos facilitados este lunes 29 por la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas de España (Accoe).

El trigo duro, que fue el único cereal que subió en la semana pasada (+1,19 %), se suma a los descensos generalizados, al bajar de 213,33 hasta 212,83 euros/tonelada (-0,23 %), lo que equivale a medio euros por tonelada.

El mayor retroceso en la pasada semana lo protagonizaron la cebada (-0,84 %), que cotizó de media en los mercados mayoristas a 181,42 €/t, y la cebada malta (194,50 €/t, -0,59%).

El precio mayorista del trigo blando bajó un 0,55 % (195,79 €/t) y el del maíz, un 0,45 % (180,46 €/t).

Desde la primera semana de 2019, tan solo se ha revalorizado el precio del trigo duro (+4,07 %), en contraste con las caídas de la cebada (-5,39 %), trigo blando (-3,09 %) y maíz (-0,71 %).

En los mercados mayoristas de proteínas y coproductos, destaca el recorte respecto a la semana 1 de 2019 del precio de la cascarilla (-29,74 %), colza (-6,30 %), soja (-3,33 %) y, en menor medida, de la pulpa (-0,47 %), mientras que el de la pipa de girasol se mantiene en los mismos niveles que a primeros de año.

Esta situación con unos precios que siguen a la baja coincide en el tiempo, y nunca mejor dicho, cuando las primeras previsiones sobre la cosecha cerealistaen Castilla y León apuntan a que el «”panorama en general es bueno y no se debe negar”, merced a las lluvias caídas en los últimos días en la Comunidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here