Los Veintiocho respaldaron este lunes 11 la propuesta de la Comisión Europea (CE) de restringir las condiciones de uso del glifosato en los Estados miembros de la Unión Europea (UE), que el Ejecutivo comunitario presentó en paralelo a la renovación de su uso por 18 meses.

aprueban restricciones en sus componentes, se restringe su uso y se refuerza el escrutinio ante de las cosechas

En un voto en el Comité Permanente de la Cadena Alimentaria y de Sanidad Animal y Plantas, que reúne a expertos de los Estados miembros, la propuesta salió adelante con 22 votos a favor y seis abstenciones, informó el portavoz comunitario de Medio Ambiente y Pesca, Enrico Brivio.

Entre estas restricciones se incluye la prohibición del coformulante (principio no activo en pesticidas) PAO-taloamina, minimizar el uso de la sustancia en parques públicos, terrenos de recreo de niños y jardines, y reforzar el escrutinio del uso de glifosato antes de las cosechas.

La propuesta tendrá efecto en veinte días después de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE) y se aplicará hasta que la Agencia Europea de Químicos (ECHA) se pronuncie sobre el asunto, informó el portavoz.

el futuro definitivo del uso del glifosato queda ahora en manos de la Agencia Europea de Químicos

El pasado 29 de junio la Comisión Europea (CE) renovó por un plazo de 18 meses el permiso para el uso del glifosato, una sustancia presente en herbicidas que, según la Agencia internacional de Investigación sobre el Cáncer, es un posible cancerígeno.

La autorización se acordó «tras el fracaso de los Estados miembros de asumir su responsabilidad» en ese ámbito, y se prolongará hasta que la Agencia Europea de Químicos emita su opinión, que se tendrá en cuenta a la hora de decidir los siguientes pasos a dar, dijo la CE en un comunicado.

«La CE amplió hoy la aprobación del uso del glifosato por un periodo limitado de tiempo, hasta finales de 2017 como muy tarde. A finales de 2017 se espera una opinión adicional sobre las propiedades de la sustancia activa por parte de la Agencia Europea de Químicos», precisó la CE.