La Unión de Agricultores y Ganaderos de Aragón, UAGA-COAG, manifiesta su descontento con los requisitos de la Orden AGA/1624/2023 del Departamento de Agricultura del Gobierno de Aragón, que desarrolla las bases reguladoras de las subvenciones destinadas al sector apícola por la sequía y aprueba su convocatoria. Unas ayudas que son complementarias a las aprobadas en el Real Decreto-ley 4/2023, de 11 de mayo, del Ministerio de Agricultura. Sin embargo, tal y como denuncia UAGA, mientras que el texto del RD-Ley señalaba claramente que las personas beneficiarias eran “apicultores trashumantes y profesionales” con un censo igual o superior a 150 colmenas, la Orden del Gobierno de Aragón no hace referencia al criterio de profesionalidad, solo a “la clasificación como trashumante”, y rebaja el número de la declaración censal a 100 colmenas.

UAGA destaca su malestar, en primer lugar, por la eliminación del criterio de profesionalidad, ya que abre la puerta a que gente que se dedica a otros sectores productivos, no a la agricultura o a la ganadería, pueda acceder a esta subvención. En ese sentido, esta organización agraria ha defendido siempre que las ayudas o fondos públicos del Ministerio o Departamento de Agricultura deben ir destinados prioritariamente a las personas que ejercen la actividad agraria de forma profesional, es decir, que cotizan a la seguridad social en el régimen agrario.

El sector apícola de UAGA y de COAG convocó varias concentraciones en los primeros meses de 2023 para exigir ayudas y protestar porque tras dos campañas de miel desastrosas, soportando además un aumento en los gastos de producción derivados de la guerra de Ucrania y también de la sequía, quedaron excluidos de las medidas de apoyo al sector agrario aprobadas por el Gobierno central en el año 2022.

A finales de mayo, después de varias reuniones con el Gobierno de Aragón y tras la publicación del RD-Ley 4/2023, los responsables del Sector Apícola de UAGA llegaron a un acuerdo con el anterior Consejero de Agricultura, Joaquín Olona, de complementar la ayuda del Ministerio con 18 euros por colmena, partiendo de un censo mínimo de 150 colmenas.

Ahora bien, la Orden AGA/1624 del Departamento de Agricultura dirigido por Ángel Samper también ha rebajado a 100 el número de colmenas para optar a la subvención. Esto hace que aumente el número de solicitantes y disminuya el importe de la ayuda por beneficiario, quedando fijada en un máximo de 12 euros/ colmena, 6 euros menos de lo comprometido.

A este respecto, UAGA matiza que «no está en contra de que se haya rebajado el número de colmenas para poder percibir estas ayudas, sino que no se exija la obligatoriedad de ser profesional para acceder a ellas. Es decir, las personas que cotizan a la seguridad social agraria y tienen colmenas como complemento a su explotación agrícola o ganadera sí que deben ser perceptoras».

Ø  El presupuesto del Gobierno de Aragón para esta ayuda es de 950.000 euros.

Importe unitario máximo por colmena elegible es de 12 euros

– Las primeras 250 colmenas cobrarán el 100%

– A partir de la 251: cobrarán el 75%

En caso de superar el límite presupuestario, se procederá el prorrateo lineal de todas las solicitudes a partir del segundo tramo.

El plazo de solicitud finaliza el 29 de noviembre.