Un agricultor de Granátula de Calatrava (Ciudad Real) ha denunciado que ha sido víctima del robo de 1.500 kilos de almendra valorados en unos 4.500 euros, un robo que no es único en la zona, por lo que los agricultores plantean organizarse en patrullas de vigilancia.

El agricultor afectado por este robo, Lorenzo de la Muñoza, ha explicado en un comunicado que el robo se ha producido en una plantación de su propiedad en los últimos días y no ha descartado que el delito sea obra de «bandas organizadas o mafias, que se encargan de los robos y luego llevan a cabo la compra-venta, tal y como ha sucedido durante años con el cobre».

ya ha sufrido otro robo en otra ocasión anterior, pero éste ha sido el «robo masivo más importante llevado a cabo en la explotación»

Todo apunta a que el robo se produjo durante la noche y que los ladrones aprovecharon la ausencia de personal en la zona para sustraer una tonelada y media de almendra, que en el mercado podría pagarse aproximadamente a 4.500 euros.

De la Muñoza, que ya ha sufrido la sustracción de almendras en otra ocasión anterior, ha lamentado, sin embargo, que éste ha sido el «robo masivo más importante llevado a cabo en la explotación».

A su juicio, la motivación para robar almendra se encuentra en el alto valor del producto, unos 3 euros el kilo el año pasado, un incremento en el precio que viene dado por la baja producción de otras zonas del mundo donde se cultiva almendra, sobre todo California.

Ante la sucesión de robos, De la Muñoza ha adelantado que los pequeños agricultores -que son quienes se ven afectados por este tipo de robos- no descartan organizarse en pequeñas patrullas para vigilar y defender sus explotaciones.

(Foto: Archivo. Recurso)