LA UNIÓ de Llauradors ha informado en una primera valoración de urgencia que las tormentas de este domingo 11, acompañadas de pedrisco, han dejado daños importantes en algunas localidades de la comarca de la Plana Baixa, sobre todo en Artana, Vilavella, Nules, Moncofa y la Vall d’Uixó.

Hay zonas en estos términos municipales bastante afectadas, ya que el pedrisco cayó con intensidad y virulencia en cuestión de pocos minutos. Sin embargo, reconoce que todavía habrá que esperar a entrar en los campos y ver después la evolución en los cultivos para comprobar la magnitud de las pérdidas.

En concreto, inicialmene el cultivo de cítricos es el más perjudicado y el de más extensión en superficie por la zona debido a las afecciones en la madera y la caída de la floración por defoliación por impacto del pedrisco. También se observan daños en los cultivos de almendros, algarrobos, olivos y hortalizas.

Ante esta situación, LA UNIÓ reclamará medidas urgentes para las personas afectadas como la concesión de ayudas, reparto gratuito de producto fungicida para cicatrizar los daños, la reducción del módulo del IRPF, la condonación del IBI de las parcelas cultivadas y construcciones presentes en ellas, bonificación de las cuotas de la Seguridad Social durante un año, establecimiento de préstamos con interés subvencionado y también una serie de actuaciones y ayudas para las cooperativas comercializadoras afectadas.

En cuanto al seguro, LA UNIÓ también pedirá una agilización de las peritaciones por parte de Agroseguro de las variedades de cítricos todavía por recolectar. Sin embargo, hay que decir que este pedrisco que ha afectado a algunas localidades no tiene cobertura para la producción de la próxima campaña, puesto que según las normas de contratación tendría que haber sido a partir del 20 de abril, en el caso de haber contratado el año pasado, cuando todavía podría haber entrado como extensión de garantía.