El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) ha hecho su primera estimación de la cosecha de cereal otoño-invierno 2019, que sitúa en 15,758 millones de toneladas, lo que supone “un fuerte descenso” del 19,5%, respecto a la registrada en la campaña pasada.

La estimación ministerial, con datos actualizados a 30 de abril de 2019, se sitúa por debajo de la difundida el 4 de junio por Cooperativas Agro-alimentarias y muy por debajo (hasta 10 puntos) de la realizada por la Asamblea de la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas (Accoe) el pasado día 7.

En su Avance de producciones, el MAPA precisa que sus “estimaciones son muy preliminares” y se comparan con una cosecha 2018 “excepcionalmente alta en varias comunidades”.

Prevé “descensos considerables” en avena (995.500 toneladas, -33 %), trigo duro (916.300 t, -30,7 %) y cebada de seis carreras (687.000 t, -26,7 %).

La superficie respecto a la campaña precedente “no registra apenas variaciones” para el grupo de cereales otoño-invierno

A estos hay que sumar los recortes en trigo blando (5,443 millones t, -19 %); cebada de dos carreras (6,873 millones t, -14,7 %); triticale (532.800 t, -19,5 %) y centeno (310.100 t, -19,3 %).

La superficie respecto a la campaña precedente “no registra apenas variaciones” para el grupo de cereales otoño-invierno (5,481 millones de hectáreas, -0,9 %), con una mayor variación para la cebada seis carreras (282.000 ha, -11,4 %) y la extensión más amplia para la de dos carreras (2,348 millones ha, +4,6 %).

Los primeros cálculos de Cooperativas Agro-alimentarias preveían una cosecha de cereales de 17,94 millones t, lo que representa un -15,46 % frente a la cosecha media de los últimos 3 años y un -25,5 % en comparación con la extraordinaria cosecha de 2018.

Cooperativas achacaba dicho retroceso en la cosecha de cereal a la escasa pluviometría del mes de mayo y al invierno excesivamente seco y cálido.

Para los comerciantes mayoristas agrupados en Accoe, la producción de cereales otoño-invierno de la campaña de comercialización 2019/20 -que comenzará el próximo 1 de julio-, caerá un 30,21 % y no superará los 12.96 millones t, una cifra final que es muy inferior a la media de los últimos cinco años, que rondaba los 20 millones de t.

Para Accoe, la falta de agua, sobre todo en mayo, en Castilla y León -la mayor productora de cereales-, se ha traducido en un descenso de rendimientos”, que en términos nacionales han bajado de una media de 3.300 kg/ha en 2018 hasta 2.360 kg/ha de este año.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here