La Asociación Española de Ciudades del Vino (Acevin) ha aprobado la incorporación de la Ruta del Txakoli al club de producto Rutas del Vino de España.

Así lo ha comunicado Acevin en una nota de prensa en la que ha explicado que la adhesión de esta nueva ruta ha sido aprobada en la última junta directiva de Acevin, presidida por la alcaldesa de Alcácazar de San Juan (Ciudad), Rosa Melchor.

La Ruta del Txakoli se extiende por el territorio alavés de la comarca de Ayala y Alto Nervión (Aiaraldea), a través de los municipios de Aiara (Ayala), Amurrio, Artziniega, Laudi (Llodio) y Okondo (Oquendo), además de los vizcaínos de Orduña y Orozco.

La comarca de Ayala es la única de la provincia de Álava en la que el clima y la orografía permiten producir txakoli. Los testimonios escritos más antiguos que hablan del txakoli en esta zona se remontan al siglo IX y atestiguan que, ya entonces, la producción del mismo era práctica común y generalizada entre los agricultores del valle de Ayala, particularmente en Amurrio, Ayala y Llodio.

La palabra ‘txakoli’, según los investigadores, significaría “vino de caserío” o “vino que se hace en el caserío”.

Con la incorporación de la Ruta del Txakoli, la marca Rutas del Vino de España alcanza los 35 destinos y durante este año se espera que se sumen Uclés (Cuenca), Méntrida (Toledo) y Almansa (Albacete).

Durante la junta directiva de Acevin, también se ha renovado la certificación de algunas de las Rutas como la Ruta del Vino Arlanza, la Ruta del Vino de Cariñena, la Ruta del Vino de La Garnacha, la Ruta del Vino de La Mancha, la Ruta del Vino Lleida, la Ruta del Vino de Toro y la Ruta del Vino Valdepeñas.

Asimismo se ha aprobado la incorporación del municipio de Mayorga, en la provincia de Valladolid y perteneciente a la comarca de Tierra de Campos, como nuevo socio a la Red de Ciudades Españolas del Vino.

Por otro lado, durante la reunión se ha ratificado la elección de Aranda de Duero como sede la XXIX Asamblea General de Acevin, aprovechando que durante 2022 esta ciudad alberga la capitalidad de Ciudad Europea del Vino.

Se trata de una iniciativa creada desde la Red Europea de Ciudades del Vino (Recevin) y en la que cada año se selecciona una ciudad relacionada con la producción y la cultura vitivinícola, ubicada en alguna zona protegida por una Denominación de Origen.