La producción de aceite de oliva en España suma 1.229.298 toneladas durante los cinco primeros meses de la campaña de comercialización 2016-2017 (de octubre a febrero), según los datos oficiales que maneja el sector oleícola.

Esta producción de aceite de oliva, sumada a lo que pueda producirse en marzo, dará una cifra final de aceite que se situará ligeramente por debajo de los aforos previstos, que para España se habían calculado 1.31 millones de toneladas.

Las organizaciones agrarias y de las almazaras apuntan, con los últimos datos provisionales de la Agencia de Información y Control Alimentario (AICA), que en febrero se obtuvo una producción de 156.598 toneladas de aceite de oliva.

Hasta enero, los datos acumulados para el conjunto de la campaña 2016-17 se situaban en 1.072.700 toneladas, un 12% superior a la media de las 4 últimas campañas, aunque menor que el resultado obtenido en 2015-16.

En cuanto a las salidas al mercado, destaca su buen ritmo, con 142.960 toneladas en febrero y 662.772 toneladas en lo que va de campaña -desde octubre-, lo que deja las existencias finales en poder de las almazaras en 773.330 toneladas, a las que habría que sumar las disponibilidades en envasadores y Patrimonio Comunal Olivarero (PCO).