La consejera de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, Carmen Crespo, ha firmado un convenio para impulsar la Estrategia del Viñedo del Marco de Jerez junto al presidente de la Conferencia Andaluza de Consejos Reguladores de Denominaciones de Origen e Indicaciones Geográficas Protegidas (CADO), César Saldaña.

Para Crespo este acuerdo simboliza «firmar la modernidad y la capacidad para afrontar juntos los desafíos del Marco» y considera que el convenio servirá para hacer un sector «más competitivo, innovador, sostenible y atractivo».

En su intervención, la consejera ha destacado que se va a poner en marcha un análisis del viñedo del Marco de Jerez para identificar medidas a corto y medio plazo que permitan alcanzar el triple objetivo de avanzar en producción ecológica, rentabilidad del sector y formación específica de los trabajadores.

La responsable del Gobierno andaluz ha apostado también por poner en valor el «importante patrimonio» de la tierra, ha destacado que en todo el mundo se aprecia el vino, el vinagre y el brandy de Jerez y que los consumidores tienen que saber «de dónde vienen y porqué estos productos tienen esas cualidades».

César Saldaña, que también es presidente del Consejo Regulador de las denominaciones de origen Jerez-Xérès-Sherry, Manzanilla – Sanlúcar de Barrameda y Vinagre de Jerez, ha dicho que va a ser un punto de inflexión para todo el viñedo de Andalucía, que ha ido decreciendo en superficie en los últimos años en «una tendencia que tenemos que revertir”.

«Andalucía produce unos vinos que son únicos en el mundo», ha recordado el presidente de la CADO, que ha definido a esta región como «potencia mundial de vinos generosos, unos vinos que están viviendo un momento muy interesante» en cuanto a proyección internacional.

Carmen Crespo ha tenido palabras para ensalzar el trabajo que desempeña el Consejo Regulador de las denominaciones jerezanas y «la ambición del Ayuntamiento de Jerez!, que ha introducido al sector agroalimentario y al vino como «una línea importante de su trabajo».

El Marco de Jerez es un referente mundial en el sector vinícola con más de 3.000 años de tradición enológica y en cuanto a superficie, esta comarca donde se producen los vinos de una de las Denominaciones de Origen más antiguas de España, cuenta con más de 7.000 hectáreas de viñedo.

Al acto han asistido, entre otras personas, la alcaldesa de Jerez de la Frontera, María José García-Pelayo; el vicepresidente del Consejo Regulador de la DO ‘Jerez-Xérès-Sherry’, Ricardo Rebuelta; y representantes del sector vitivinícola de la zona.