La Consejería de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural ha incluido en los Presupuestos de la Junta de Andalucía para 2024 un aumento en la cuantía destinada a las ayudas para la contratación de seguros agrarios, que pasan de los 12,5 millones de euros en 2023 a los 16,6 millones contemplados para el próximo año. Como novedad y a partir de esta convocatoria, la Junta de Andalucía abonará estos incentivos en el momento de la contratación de la póliza para la próxima campaña evitando el abono por parte del agricultor o ganadero, fomentando así la contratación del seguro agrario como instrumento eficaz para garantizar la renta de los profesionales agrarios.

La consejera Carmen Crespo ha destacado que «el aumento en la cuantía destinada a la contratación de seguros agrarios responde al compromiso del Ejecutivo andaluz con el sector primario andaluz».

Crespo ha especificado que «si comparamos el montante económico destinado en 2024 para estas subvenciones con lo aprobado en 2018, podemos comprobar como el Gobierno de Juanma Moreno más que duplica la cuantía destinada a las políticas de apoyo a la contratación de seguros agrarios, un 115,6% más».

La responsable de Agricultura ha querido destacar que «la suscripción de seguros agrarios juega un papel fundamental para ofrecer tranquilidad a los agricultores y ganadores en la lucha contra situaciones como la sequía, que está afectando al campo andaluz en los últimos tiempos de forma pertinaz». A su vez, cubren a los asegurados ante virosis, en el caso de las producciones hortícolas: o ante enfermedades o accidentes de animales, en caso de la ganadería.

Crespo ha querido recordar la apuesta del Gobierno andaluz desde la última legislatura por «el aseguramiento de las cosechas y las explotaciones, lo que se viene traduciendo en que, en la actualidad, se haya incrementado el número de asegurados beneficiarios de esta subvención en un 16%».