La Escuela de Pastores de Euskadi (Artzain Eskola) ha celebrado este martes 18 la clausura de su vigesimoséptimo curso de formación de pastores y pastoras en el sector ovino y caprino. Como en las ocasiones anteriores, el acto ha contado con la tradicional entrega de diplomas y makilas a los 7 alumnos y alumnas que han finalizado los estudios este año, delos cuales tres provienen de Cataluña, Andalucía y Argentina, y que pasan a formar parte de los más de 300 que durante estos años se han formado en el caserío Gomiztegi de Arantzazu para mantener vivo el pastoreo en Euskadi.

En este tiempo, la escuela se ha convertido en un referente a nivel estatal en la enseñanza en ovino y caprino y su modelo educativo, basado en la innovación pedagógica y las tecnologías aplicadas a procesos productivos responsables con el medio ambiente, ha servido de base para el inicio de experiencias similares en otros lugares.

En la clausura del curso, ha participado el viceconsejero de Agricultura, Pesca y Política Alimentaria del Gobierno Vasco, Bittor Oroz, que ha valorado de forma muy positiva la juventud del alumnado. “Uno de los principales motivos que impulsó la creación de Artzain Eskola fue mantener vivo el pastoreo en Euskadi y lograr el rejuvenecimiento de un sector marcado por la falta de relevo generacional. Es muy importante que gente joven opte por continuar en esta profesión y aporte modernización y una visión alternativa al sector”.

En ese sentido, desde Artzain Eskola se ha considerado vital la innovación, la renovación y la adaptación de sus cursos a las nuevas realidades sectoriales, ya que el mantenimiento de una actividad tradicional y milenaria como el pastoreo no es posible sin su modernización. En definitiva, su modelo educativo forma a profesionales capaces de desenvolverse ante la nueva realidad de un sector con futuro y competitivo.

PERFIL DEL ALUMNADO: MENORES DE 30 AÑOS E INCLUSO PROCEDENTES DE CATALUÑA, ANDALUCÍA O ARGENTINA

En el acto se ha realizado la entrega de los diplomas y las makilas a los 7 alumnos y alumnas que han completado este año el ciclo formativo en Artzain Eskola. Son 4 chicos y 3 chicas que aportarán el conocimiento que han adquirido para cubrir la creciente demanda de productos alimenticios de alta calidad ligados al territorio que reclama el mercado y mantener vivo el pastoreo en Euskadi.

Cabe destacar que 5 de las personas que han recibido hoy sus diplomas son menores de 30 años y que 3 de ellas han llegado desde Cataluña, Andalucía y Argentina. Estas cifras avalan un año más el importante papel que cumple la escuela de Arantzazu para rejuvenecer el sector del ovino y caprino y garantizar el relevo generacional.