La Diputación de A Coruña ha anunciado que estudiará la creación de una línea de subvenciones para mancomunidades de montes que sirva para avanzar en prevención de incendios forestales.

Las ayudas, similares a las de las cofradías de pescadores, tienen como objetivo «apoyar a estas entidades en la conservación y puesta en valor de los espacios forestales como elemento de creación de empleo y generación de riqueza y en las actividades de ordenación del monte y prevención de incendios forestales».

MANCOMUNIDAD DE MONTES 2Los diputados responsables del área de Promoción Económica y Empleo, José Luis García; Medio Ambiente y Vías y Obras, José Manuel Pequeño Castro; y Bienestar Social, Ánxela Franco, lo han comentado tras reunirse en Porto do Son con representantes de la Mancomunidad de Montes Serra do Barbanza.

En esta zona afectada por los últimos incendios forestales, García ha dicho que «aunque las competencias para controlar y ordenar los espacios forestales son de la Xunta de Galicia», la Diputación de A Coruña estudiará con sus servicios jurídicos y de fiscalización «la posibilidad de abrir una línea de subvenciones».

Serán ayudas «en régimen de concurrencia competitiva para ayudar a estas entidades, que agrupan a las mancomunidades de montes de los ayuntamientos de la provincia, a adquirir material y realizar labores de mejora y regeneración de espacios forestales y prevención de incendios».

La cuarta parte del territorio gallego, más de 700.000 hectáreas, corresponde a monte vecinal de mano común, por lo que ha considerado que «es importante apoyar a las mancomunidades de estas entidades en su labor de conservación y puesta de valor de estos espacios, para su adecuado aprovechamiento económico y social».