La Comisión Europea ha dado la razón a la Junta de Andalucía por el criterio defendido para el acceso a la Reserva Nacional y al pago complementario a los jóvenes agricultores en 2015.

Según una nota de la Junta, una investigación europea sobre la Solicitud Única de ese año confirma el argumento del Gobierno andaluz de que las exigencias recogidas en la normativa estatal para beneficiarse de estas ayudas establecían unas condiciones no contempladas en el Reglamento comunitario.

LA JUNTA ANDALUZA DENUNCIÓ LAS EXIGENCIAS DEL MINISTERIO, QUE EXCLUÍAN «DE FORMA INJUSTIFICADA» A LOS JÓVENES DEL PAGO ADICIONAL

La Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural ya alertó en su momento de que estos requisitos nacionales dejaban «indebidamente excluidos» a algunos jóvenes agricultores.

La normativa comunitaria determinaba el carácter prioritario del acceso a la Reserva Nacional para los jóvenes agricultores cumpliendo con las condiciones de capacitación y formación.

No obstante, en España se fijó como requisito que los jóvenes agricultores deberían disponer de un expediente favorable de concesión de la ayuda de primera instalación o haber realizado su instalación como agricultor profesional en una explotación prioritaria, según la fuente.

Para la percepción del pago complementario a jóvenes, el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente incluyó el requisito de haber realizado su instalación como agricultor profesional, lo que excluyó «de forma injustificada» el acceso de los jóvenes al pago adicional.

La Comisión Europea considera ahora que las condiciones añadidas en la normativa básica estatal no se ajustan a los criterios establecidos en los reglamentos comunitarios, que limita específicamente el alcance de estos criterios a conocimientos adecuados y/o requisitos formativos, ha explicado la Junta.

La CE exige que se aplique con carácter retroactivo y se acepten las solicitudes que en 2015 fueron rechazadas por estos criterios

En la campaña 2016, la Comisión Europea instó al Ministerio a modificar la normativa estatal eliminando esos requisitos no exigidos en el Reglamento comunitario.

Este cambio supuso que en Andalucía el número de solicitantes a la Reserva Nacional pasara de 308 en la campaña 2015 a 578 en la campaña 2016, mientras que el número de solicitantes del pago adicional se incrementó de 848 en la campaña 2015 a 1.466 en la campaña 2016.

Ahora la Comisión exige que ese cambio se aplique con carácter retroactivo y se acepten las solicitudes que en 2015 fueron rechazadas por estos criterios injustificados.

La Consejería, en apoyo a los jóvenes agricultores, revisará estos expedientes para que los jóvenes agricultores perciban los derechos que se asignan de la Reserva Nacional y los pagos del Fondo Europeo Agrícola de Garantía no recibidos en esa campaña.