Unión de Uniones se reunió con la portavoz de IFOAM ES Grupo Sectorial de Productores Ecológicos- Agricultores ecológicos de España, con el objetivo de trasladarle las propuestas de la organización de cara al nuevo reglamento europeo relativo a la producción ecológica.

En este sentido, como ya hiciera con anterioridad, Unión de Uniones presenta una serie de propuestas que contemplen la realidad de los agricultores y ganaderos ecológicos españoles y respete las particularidades del sistema mediterráneo de producción ecológica, de igual modo que se respetan las particularidades de los países nórdicos.

espera que «no presente obstáculos insalvables y no justificados para que las explotaciones puedan reconvertir una parte en ecológica»

Unión de Uniones recuerda que la producción ecológica está tomando mucha fuerza en todo el estado donde ya existen, de acuerdo con los datos oficiales del Magrama, en torno a 30.600 productores, más de 4.200 operadores, 61.000 explotaciones ganaderas, llegando a un total de casi 1,7 millones de hectáreas, con todo lo que ello genera en cuanto a puestos de trabajo directos e indirectos.

PRODUCCION ECOLOGICA 1La organización confía en que el marco normativo general, que está pendiente de ser aprobado en Bruselas, «no presente obstáculos insalvables y no justificados para que los titulares de explotaciones puedan reconvertir una parte de su explotación en ecológico cuando les sea imposible transformar la totalidad de la misma», por ejemplo la existencia de plagas y enfermedades endémicas, ya que el sistema mixto representa alrededor del 40% de los operadores productores actualmente certificados.

Igualmente, se pide que en determinadas producciones, como porcino y avícola, en las que el paso a ecológico requiere grandes inversiones y largos períodos improductivos, éste se pueda realizar por fases, según un plan progresivo aprobado por la autoridad competente y siempre que esté garantizado el manejo diferenciado y sin confusión entre convencional y ecológico.

propone que se debería admitir la siembra con semilla convencional no tratada químicamente ante la falta de existencia de semilla ecológica

Por otro lado, Unión de Uniones añade que las propuestas que se barajan prohibirían determinadas prácticas ganaderas en ecológico – eliminación de cuernos y colmillos, por ejemplo-. Estas aboliciones que no aportan nada al valor ambiental de esta producción representarían riesgos desde el punto de vista del bienestar animal y de seguridad laboral de los ganaderos y trabajadores.

Asimismo, la organización señala en su documento que en la actualidad no existe suficiente variedad de simiente certificada ecológica, en muchas ocasiones por la falta de interés de las empresas de semillas. Ante esta situación, se debería admitir la siembra con semilla convencional no tratada químicamente, con el fin de permitir una mayor expansión de los cultivos ecológicos.

Unión de Uniones asegura que defenderá ante todos los foros de decisión la producción ecológica y busca con sus propuestas que el Parlamento traslade a la Comisión y al Consejo la necesidad de fomentarla entre los a