Los casos de maltrato a los animales no cesan pese al dolor que causan a estos animales y el dño que provoca en el propio sector. La Guardia Civil ha iniciado una investigación a un hombre propietario de un terreno del municipio coruñés de Melide en el han sido hallados siete caballos muertos. Se da la circunstancia de que el investigado es reincidente por otro caso similar de maltrato animal.

La investigación comenzó tras una serie de «irregularidades» en materia de sanidad animal, algunas de ellas en anteriores ocasiones y en el mismo lugar, y los agentes comprobaron que había 29 equinos, siete de ellos muertos, en esas instalaciones.

La Guardia Civil señala que en mayo pasado ya procedió a otra inspección y hallaron los cadáveres de seis caballos y de dos perros

Según indica la Guardia Civil en un comunicado, todos los caballos «mostraban signos de mal nutrición, mala higiene y falta de cuidados imprescindibles para su existencia».

Dos de los animales muertos estaban en cuadras individuales y contiguas en las que se podrían apreciar signos evidentes de la agonía sufrida y de las tentativas de escapar de los habitáculos donde se encontraban hacinados, asegura la Guardia Civil.

Los agentes requirieron la colaboración de los servicios veterinarios de la Consellería del Medio Rural para inspeccionar las instalaciones y evaluar el estado de los animales, y las conclusiones han sido comunicadas al Juzgado de Arzúa.

La Guardia Civil señala que en mayo pasado ya procedió a otra inspección y los agentes que acudieron hallaron indicios de maltrato animal al encontrarse los cadáveres de seis caballos y de dos perros, algunos de ellos en avanzado estado de descomposición.

En 2012 agentes policiales también habían procedido a otra «intervención similar», apunta el comunicado.

(Fotos: Archivo de la Guardia Civil relacionados con otros sucesos relacionados)