Un incendio forestal declarado este mediodía del lunes 18 en la localidad francesa de Maureillas-las-Illas ha provocado el cierre de las dos principales vías de conexión desde Francia con España, la AP-7 y la N-II, en la frontera de La Jonquera, informan el Servei Català de Trànsit (SCT) y los Bomberos.

Los vehículos que quieren cruzar el paso fronterizo deben hacerlo por la N-260 a través de la localidad gerundense de Portbou, mientras que los camiones son desviados a aparcamientos, a la espera de la evolución del fuego.

Los Bomberos de la Generalitat han enviado a la zona próxima al incendio seis dotaciones por si se precisa de su intervención, después de haber recibido el aviso del fuego sobre las 14:00 horas.

 las autoridades galas recomiendan a los conductores que abandonen la A-9 en la salida Perpinyà Norte

El servicio de autopistas francés ha informado de que, mientras en territorio español el corte de trafico en las vías afectadas es en dirección norte, al otro lado de la frontera es en ambos sentidos de la marcha y recomienda a los conductores que abandonen la A-9 en la salida Perpinyà Norte.

La Prefectura de Pirineos Orientales ha informado de que el fuego se halla actualmente entre Maureillas-les Illes y Le Boulou, aunque los bomberos han rodeado las llamas y esperan controlarlas sobre las 17:00 horas si se mantienen las actuales condiciones meteorológicas.

La superficie afectada por este incendio forestal en Francia es actualmente de veinticinco hectáreas, de las que quince han ardido por completo.

Los bomberos desplazados al lugar de fuego son 130 que trabajan con el apoyo aéreo de un helicóptero Dragon 66 y, por tierra, de dos vehículos pesados.

Para los conductores que se han visto sorprendidos en los cuatro kilómetros de autopista cerrados por completo al tráfico en suelo francés se ha organizado un dispositivo para que puedan dar la vuelta.

Toda esta situación se produce tres días después del atentado terrorista de Niza, que provocó una intensificación de los controles que la policía de Francia ha establecido desde hace meses en el paso fronterizo de La Jonquera, especialmente a raíz del tiroteo que se produjo la sala Bataclan de París.

Las colas han sido habituales desde el pasado viernes por este paso entre países por el que transitan diariamente unos 10.000 camiones.

El incendio complica todavía más el tráfico en este punto, aunque las previsiones de los bomberos apuntan a que el fuego está próximo a ser controlado y a que la situación de normalidad podría recuperarse próximamente.