La novena edición de la Feria Nacional del Vino (Fenavin 2017) ha abierto este martes 9 sus puertas en Ciudad Real con la intención de aglutinar el negocio del vino español en el mundo y seguir afianzando su posición a nivel internacional a través de una intensa actividad comercializadora.

La feria, que ha sido inaugurada por el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page; el presidente de la Diputación de Ciudad Real y de Fenavin, José Manuel Caballero; la alcaldesa de Ciudad Real, Pilar Zamora, y el secretario general del Ministerio de Agricultura y Alimentación, Carlos Cabanas, tiene previsto recibir más de 17.000 compradores nacionales e internacionales durante los tres días de duración.

Destaca la Galería del Vino, considerada la mayor sala de catas del mundo en la que se podrán degustar cada día 1.492 referencias

Los ocho pabellones con los que cuenta la feria y que se distribuyen sobre 31.271 metros cuadrados, acogen a 1.802 bodegas, un 32,4 por ciento más que en la edición de 2015, donde se prevé que se superen los 300.000 contactos comerciales.

Fenavin 2017, que cuenta con un presupuesto de 2,5 millones de euros, cuenta una edición más con su actividad estrella, la Galería del Vino, considerada la mayor sala de catas del mundo en la que se podrán degustar cada día 1.492 referencias de vinos.

El presidente de Castilla-La Mancha ha destacado durante el acto de inauguración la apuesta decidida del Gobierno regional por un evento que genera un importante nivel de negocio para las bodegas y cooperativas de España y de Castilla-La Mancha, además de un beneficio directo de más de 17 millones de euros para la ciudad que la acoge, Ciudad Real.

García-Page ha asegurado que Fenavin es la feria monografía del vino «más importante de España y una de las mejores de Europa».

Y ha asegurado que su importancia se puede medir con datos económicos como que hoy, ocho ediciones después de que la Diputación Provincial de Ciudad Real lo pusiera en marcha, Castilla-La Mancha exporta el 60 por ciento de los vinos que produce, lo que supone, cuatro veces más que cuando comenzó la feria.

CLM vende todo el vino que produce pero su reto es venderlo en botella y no sólo a granel

El presidente regional ha animado al sector del vino a no conformarse con los datos que actualmente ponen de manifiesto que está en un proceso de crecimiento económico y les ha animado a «seguir apostando por el dinamismo que ya demuestran» para seguir en esta línea de progreso.

Castilla-La Mancha, ha recordado, «vende todo el vino que produce», pero necesita vender más vino embotellado que a granel para que deje un mayor valor añadido en la región y repercuta de forma directa en todos los valores de la cadena de producción, incluidos los agricultores.

Por su parte, el presidente de la Diputación Provincial de Ciudad Real ha agradecido al Gobierno regional su apuesta por trabajar conjuntamente en una mayor estrategia de la internacionalización del vino.

Caballero se ha mostrado satisfecho por los datos que esta feria arroja ya en cuanto a participación de compradores nacionales e internacionales y que «pulverizarán récord anteriores» y ha asegurado que el objetivo de Fenavin sigue siendo generar cuanto más negocio mejor.

El gran reto es lograr que las cifras en España de consumo del vino se asemejen a otros países del entorno

Asimismo, ha abogado por seguir trabajando en esta línea y por impulsar una nueva cultura del vino que promueva el consumo moderado del vino entre colectivos como los jóvenes y las mujeres, que son los que menos vino beben en la actualidad.

El reto es que haya nuevos consumidores para que las cifras en España de consumo del vino se asemejen a otros países del entorno, como Portugal e Italia donde, aún produciendo menos vinos que en nuestro país, se consume mucho más, ha indicado Caballero.

Por su parte, el secretario general del Ministerio de Agricultura ha animado a los productores a seguir produciendo «vino de calidad» para aumentar la cifra de 189 países a la que España vende vino en la actualidad.

Cabanas también ha apostado por potenciar el consumo moderado del vino en España, y por eso, ha pedido a la Interprofesional del Vino un mayor esfuerzo para alcanzar este objetivo.