UPA-UCE Extremadura ha exigido a la CHT (Confederación Hidrográfica del Tajo) “una solución inmediata” para los regantes afectados por la falta de agua en la presa de Valdecañas.

“Es un atropello que en el mes de julio, y con estas temperaturas, tengamos que sufrir unas restricciones de agua que ponen en peligro nuestros cultivos y la economía de las casi 800 familias afectadas. Esto puede suponer la ruina para todas estas explotaciones”, lamenta el secretario general de UPA-UCE, Ignacio Huertas.

Por ello, esta organización agraria exige a la CHT “medidas y actuaciones inmediatas” para resolver el problema de riego existente en esta zona y que se vuelvan a restituir las dotaciones de agua para los cultivos de “manera inmediata”.

“En plena campaña, una vez más, los agricultores tenemos que sufrir las consecuencias de las eléctricas como Iberdrola, quien prima producir electricidad en lugar de asegurar el agua para los cultivos agrícolas que dependen de ese pantano”, critican desde esta organización.

Esta organización agraria emprenderá las actuaciones necesarias junto a los regantes de Valdecañas con el fin de que esta situación se normalice lo más pronto posible. Cabe recordar que hace un par de meses, la presa de Valdecañas estaba al 44% de su capacidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here